Ya puedes ir ahorrando, porque Netflix también piensa subir precios en 2024

Ya puedes ir ahorrando, porque Netflix también piensa subir precios en 2024

David Soriano

Netflix tuvo un 2023 bastante polémico desde que decidiera prohibir compartir cuentas de forma gratuita. Sin embargo, los resultados han acabado dando la razón a la plataforma de streaming, por lo que ya comunica que en el futuro podemos esperar medidas que puede que no sean del agrado de sus suscriptores, como nuevas subidas de precio o la desaparición del segundo plan más barato.

En este nuevo año, Netflix ya está tomando medidas de peso, como acabar con las cuentas baratas de países como Argentina, Turquía o Nigeria y ahora cancelará un nivel de suscripción y anuncia subidas de precio en el futuro.

Netflix se carga el Plan Básico

En una carta a sus accionistas en la que se compartían los resultados del último trimestre de 2023, Netflix ha anunciado cuáles son sus planes de futuro. Uno de ellos es que hará desaparecer el Plan Básico sin anuncios. Este dejó de estar disponible el año pasado para nuevos usuarios, pero ahora es que cancelará estas suscripciones incluso para quienes lo tienen activo actualmente.

Smart TV con Netflix«En el cuarto trimestre de 2023, al igual que el trimestre anterior, nuestra suscripción con anuncios aumentó casi un 70% trimestre tras trimestre, respaldada por mejoras en nuestra oferta (por ejemplo, descargas) y la eliminación gradual de nuestro plan Básico para miembros nuevos y reincorporados en nuestros mercados publicitarios. El plan con anuncios ahora representa el 40% de todas las suscripciones de Netflix en nuestros mercados publicitarios y estamos buscando retirar nuestro plan Básico en algunos de nuestros países publicitarios, comenzando con Canadá y el Reino Unido en el segundo trimestre y continuando desde allí».

Este éxito del Plan Básico con anuncios, que en España se ofrece a un precio mensual de 5,49 euros, hará que sea el nivel de suscripción al que se tengan que mover incluso quienes ahora mismo pagaban por el Plan Básico sin anuncios, que tenía un coste de 7,99 euros al mes. Por tanto, o disfrutas de tu suscripción y das la bienvenida a los anuncios, o subes hasta el Plan Estándar que cuesta 12,99 euros al mes.

Los datos dan la razón a la plataforma. Aunque en España pareciera que se iba a hacer un boicot masivo tras la cancelación de las cuentas compartidas, a nivel mundial a la plataforma le ha ido bastante bien el año pasado. Netflix anunció que sumó 13,1 millones de suscriptores durante el último trimestre de 2023, lo que eleva su número total a 247 millones de suscriptores en todo el mundo.

Datos audiencia plataformas streaming España (a diciembre de 2023)

Los datos en nuestro país también muestran a Netflix como la plataforma más popular. Si tenemos en cuenta que la cuota de la televisión por streaming es del 16,2% del total (comparado con la televisión lineal), Netflix tiene un 5,1% del consumo de vídeo por streaming. A esta siguen YouTube con un 4,2%, Prime Video con un 2,5%, Disney+ con un 1,3% y HBO Max con un 0,6%, según datos de Kantar Media.

Futuros aumentos de precio

Otro de los puntos que ha tratado la plataforma de streaming sobre su futura viabilidad es que aumentará el precio de las tarifas a medida que se invierte en mejorar la plataforma. No se ha dado una fecha concreta a estas futuras subidas, pero acuerdos como el recientemente firmado con WWE, que emitirá RAW en Netflix a partir de 2025 con una inversión de 5.000 millones de dólares, pueden hacer que sea el usuario el que asuma parte de la inversión.

Usuario trata de elegir película en la interfaz de Netflix«A medida que invertimos y mejoramos Netflix, ocasionalmente pedimos a nuestros miembros que paguen un poco más para reflejar esas mejoras, lo que a su vez ayuda a impulsar el volante positivo de inversiones adicionales para mejorar y hacer crecer aún más nuestro servicio. Buscamos ofrecer una gama de precios y planes para satisfacer una amplia gama de necesidades, incluidos precios iniciales altamente competitivos», escribió la compañía en su carta a los accionistas.