Los científicos prueban una nueva conexión a Internet que será 100 veces más rápida que el WiFi

Los científicos prueban una nueva conexión a Internet que será 100 veces más rápida que el WiFi

Justo Romanos

Hoy por hoy, la conexión inalámbrica por WiFi es ley. La utilizamos en todo tipo de situaciones y con multitud de dispositivos e incluso estamos a la espera de la llegada de la próxima generación. Pero, mientras eso ocurre, un grupo de científicos acaba de inventar una nueva conexión a Internet que aseguran es 100 veces más rápida que el WiFi.

El futuro de las conexiones inalámbricas podría estar en un nuevo tipo de conectividad VLC (Visible Light Communication, no confundir con el programa que usa esas siglas). La acaban de crear y utiliza la energía de la luz para llevar a cabo la transmisión y comunicación de datos.

Ni WiFi ni LiFi, es VLC

La Comunicación con luz visible (VLC) no es algo nuevo. Lo que han hecho los científicos ha sido inventar un nuevo tipo dentro de lo que ya existía. Creían que había margen de mejora que permitiera que este tipo de comunicación comenzase a ser útil, dado que la VLC tal y como la conocemos tiene demasiados problemas como para convertirse en una herramienta utilizada de forma masiva.

Partículas de luz circulando en dos direcciones

Así, lo más complicado con la conexión VLC es que, por su naturaleza, ni se puede usar en el exterior de la vivienda, ni aporta un alto nivel de estabilidad. No obstante, con la creación de estos científicos todo cambia, asegurando que han ideado un nuevo sistema que resuelve los inconvenientes previos. Para ello, lo que han hecho los científicos ha sido dar forma a una tecnología de VLC que utiliza un sistema tricolor. ¿Pero cómo funciona exactamente?

El inicio de una nueva era

Este sistema tricolor, el cual utiliza luz azul, roja y verde, se ve acompañado por una matriz OLED que se ocupa de la emisión de la luz. De esa forma han conseguido solucionar el problema de la generación de luz necesaria para que la conexión funcione, mientras que, en paralelo también han trabajado para que desaparezcan los problemas de comunicación e inestabilidad que se atribuyen a los sistemas VLC. Además de esto, han creado un nuevo receptor fotodiodo orgánico, utilizado para hacer la recepción de la luz.

Experimento realizado con el uso de luz

La investigación de estos científicos y su obra llega desde Corea del Sur, motivo por el cual no sorprende que hayan recurrido a los sistemas OLED a la vista de lo muy habitual que es entre los fabricantes surcoreanos de televisiones. Se trata de un tipo de tecnología que se está extendiendo cada vez más y que aporta una importante serie de ventajas respecto a alternativas como el LCD.

En las pruebas que han realizado, eso sí, en un entorno donde han preparado todo para minimizar los problemas de interferencias, han comprobado que emisor y receptor gestionaban el envío de los datos con un alto nivel de precisión y velocidad. Todavía es pronto para que podamos considerar este tipo de conectividad como una realidad en un entorno real, pero los científicos al frente del proyecto han dicho que la siguiente fase de la investigación incluye probar su sistema en un entorno real. Van a eliminar los añadidos que hicieron para facilitar el primer experimento y a incorporar, poco a poco, elementos adversos que permitan ver si este sistema se acaba defendiendo de una manera práctica.

Experimento con redes VLC para superar al WiFi

Así, por ejemplo, quieren ver si la transmisión de datos a través del uso de luz funciona cuando hay factores que afecten al rendimiento, como otras fuentes de iluminación o polvo. Otra prueba que harán será cambiar el sistema receptor, puesto que, por ahora, solo lo han probado con un modelo estático. De esta forma, lo que quieren ver es si el receptor también puede estar en movimiento o no, algo que esperan conseguir antes o después. Para ello, tienen varias ideas. Una de ellas es utilizar espectroscopía del infrarrojo cercano para aumentar el rendimiento e ir derribando las barreras con las que esta conectividad se encuentra en estos momentos.

Por lo tanto, es posible que en el futuro este tipo de conectividad inalámbrica VLC acabe ocupando el sitio de las redes WiFi, pero está claro que no va a ocurrir precisamente pronto. Así que, hoy por hoy, sigamos pensando en WiFi 6, WiFi 7 y lo que posiblemente vendrá después.