Nunca compres esta cámara de Amazon

Nunca compres esta cámara de Amazon

Justo Romanos

Es muy posible que estés pensando en comprar una cámara para grabar vídeos y hacer fotos mientras estás de vacaciones. Y, en tu afán de buscar una buena propuesta, quizá te hayas encontrado con uno de los modelos que más se están vendiendo en Amazon. El problema es que, no solo no es recomendable, sino que, además, se trata de una de las cámaras que peores resultados están dando. Te recomendamos tener mucho ojo para que no te den gato por liebre.

La cámara en cuestión de la que hablamos es el modelo deportivo COOAU, una de las propuestas que se han fabricado siguiendo la filosofía GoPro, pero con la intención de ser más económica. Y aunque entendemos que es más barata que una cámara de gama alta, eso no justifica que se produzcan errores y problemas con ella que no deberían darse.

No cumple las expectativas

El principal problema de la cámara es la decepción que se sufre en el momento en el que la comienzas a utilizar. Hay errores de los que te hablaremos después, pero lo más alarmante se encuentra en lo decepcionantes que son sus componentes, con los que no se cumplen las promesas que se hacen en la ficha de producto. La grabación de vídeo, que debería ser 4K, no alcanza un nivel de resolución que pueda ser equiparable a lo que ofrecen otras cámaras del mismo rango de precio.

Lo mismo ocurre con las fotos. En la mayoría de los casos, si pruebas la cámara haciendo una foto y luego utilizas tu móvil exactamente con la misma imagen, comprobarás que tu teléfono te proporciona un rendimiento muy superior. Y para hacer la prueba no tienes que contar con un iPhone de última generación, dado que un terminal de menos de 200 euros ya te proporcionará mejor cámara que la que estás obteniendo con este dispositivo disponible en Amazon.

Los problemas se acumulan

Hay tanto que decir que es difícil saber por dónde comenzar. Por ejemplo, la capacidad de la batería, tal y como queda constancia con la opinión de los propios clientes, es terrible. Dependiendo de la calidad de vídeo que selecciones, te encontrarás con que la batería se te gastará en menos de 1 hora. En algunos casos se puede llegar a consumir incluso en solo 40 minutos, lo que para una cámara deportiva resulta una cifra muy negativa. Además, y aunque no lo habíamos dicho todavía, tienes que pensar que estamos hablando de una cámara que cuesta 69,99 euros, por lo que no es precisamente un dispositivo de 20 o 30 euros que ya te imaginas que no va a funcionar bien.

Otro de los problemas de la cámara está en la propia estructura y la calidad de los materiales. Hay usuarios a los que les ha llegado en mal estado y otros que han comentado que en pocas sesiones de uso ya se han encontrado con botones que no funcionaban o que iban tan duros que era imposible pulsarlos de una manera cómoda. A esto también hay que sumar que su grabación de sonido es de muy baja calidad, tan baja que resulta complicado escuchar las voces de las personas que están ante el disparador. Por otra parte, el sistema antivibración no hace su trabajo y te encuentras con unas grabaciones que se mueven demasiado, algo impensable teniendo en cuenta que es una cámara deportiva.

Comentarios de clientes como «Las fotos son peores que las de un móvil antiguo» seguro que te ayudan a entender la realidad de la cámara, la cual también ha llegado defectuosa en muchos casos con funciones que no se pueden usar, incluido su sistema de zoom. También hay quienes se han encontrado con que la cámara ha dejado de funcionar a los pocos días y otros que han comprobado que, desgraciadamente, no se puede utilizar llevándola en el casco de la moto. Como se comenta, la cámara necesita estar activa en todo momento para continuar grabando, y aunque eso sí lo hace conectada dentro de un coche, en el casco de la moto no hay forma de conseguirlo. Por eso se reducen mucho las posibilidades que aporta la cámara.

Es fácil coincidir con otros comentarios, como el que hace un usuario que dice «En líneas generales, es un producto decepcionante». Porque, como decíamos, por 70 euros, esperas un poco más. La ficha de producto es una oda a la palabrería y a las promesas, pero luego desgraciadamente, todo se queda en agua de borrajas. Acabas con una cámara que sabes que no vas a poder utilizar para aquello que querías y la única opción que te queda es escribir un comentario negativo o ponerte en contacto con el vendedor.

Esto último, es problemático. Quizá te estés preguntando cómo puede ser que la cámara COOAU tenga cuatro estrellas y media en Amazon con más de 2.800 valoraciones. El secreto de esto lo cuentan muchos de los usuarios que no se han dejado comprar, puesto que el vendedor ofrece tarjetas regalo de Amazon a todos aquellos que le pongan una valoración de 5 estrellas. En algunos casos vemos que hasta les ha llegado a dar tarjetas de 30 euros para que guarden el silencio sobre los problemas que han tenido y acerca de la baja calidad que tiene la cámara. Este problema, que es frecuente en Amazon, lleva a que sea muy importante tener los ojos bien abiertos para que, como te decíamos antes, no acabes cayendo en la trampa.

Mejores alternativas

Si estás buscando una cámara deportiva de calidad, es mejor que te gastes un poco más y que te ahorres dolores de cabeza. Lo mejor son y seguirán siendo las GoPro, con las que obtienes un rendimiento que alcanza lo máximo que puedas esperar y que te permite grabar tus vídeos de forma fantástica. No obstante, hay otras cámaras que también resultan muy interesantes. Echa un vistazo a los modelos que te recomendamos a continuación.

GoPro Hero8

Aunque los últimos modelos de GoPro son de un precio bastante alto, cámaras que ya tienen un tiempo te seguirán dando un rendimiento de gran nivel. Por ejemplo, tienes la GoPro Hero8 a un coste muy asequible con la garantía de potencia y versatilidad que te aportan estas cámaras. Te ofrece una resolución de vídeo 4K real, resistencia al agua y un sistema de estabilización de gran suavidad para que no debas preocuparte de grabar en movimiento. Todos estos rasgos funcionan de verdad y se complementan con pantalla táctil de uso sencillo, comandos de voz para un uso más dinámico y posibilidad de hacer streaming en directo con 1080p.

GoPro Hero11

Digamos que ya te has convencido de que necesitas una cámara deportiva sea como sea. Es posible que la quieras usar para grabar un viaje que has estado preparando durante años o incluso que quieras usar los vídeos de forma profesional. En ese caso, lo más probable es que te quieras lanzar a por el modelo de mejor rendimiento: GoPro Hero11. Con esta cámara dotada de los últimos avances tienes todo lo que hace que sea la marca más recomendable y, además, un aumento importante del rendimiento. El vídeo lo grabarás a 5.3 K, tendrás fotos de 27 MP y disfrutarás de la estabilización HyperSmooth que asegura la mejor calidad.

Xiaomi Mijia Mini

También hay modelos de otras marcas, como la Xiaomi Mi Action Camera, que son excelentes, así que es cuestión de que busques y encuentres una propuesta que cumpla con lo que necesitas. Pensando en una propuesta económica, nosotros te recomendamos la Xiaomi Mijia Mini, que ha conseguido un gran impacto en el mercado debido a su excelente relación calidad-precio. Ofrece grabación 4K a 30 fps, tiene un buen estabilizador, pantalla táctil de 2,4 pulgadas y usa sensor de Sony, lo que te garantiza un rendimiento que cumple sobradamente con las expectativas.

En cualquier caso, estas son solo tres recomendaciones con las que tenemos plena seguridad de que quedarás satisfecho. Lo importante es que recuerdes que el modelo del que te hemos hablado más arriba no consigue convencer y que, en realidad, tiene un alto índice de usuarios que la han devuelto. También hay marcas desconocidas que podrían darte un buen rendimiento, pero confiando en fabricantes como GoPro o Xiaomi tendrás más tranquilidad.

¡Sé el primero en comentar!