Todas las formas que tiene Peugeot para que sus híbridos sean más eficientes

Peugeot es una de las marcas más completas que podemos encontrar en cuanto a coches eléctricos e híbridos. Una propuesta de gama de la que siempre han tenido a destacar desde que arrancaran con sus vehículos de propulsión combinada, y por la que ahora se antojan como parte de los más plausibles de su categoría. Para el caso de los híbridos, Peugeot ha conseguido una eficiencia y eficacia a los que pocos fabricantes se han llegado a acercar.

Los híbridos y eléctricos de Peugeot no dejan de crecer

Peugeot es, a día de hoy, una de las marcas que más firmemente está apostando por la electrificación. La llegada al mercado del Peugeot e-208 en 2019 fue un punto de inflexión para el fabricante francés y, desde entonces, la gama no deja de crecer. El utilitario cien por cien eléctrico tuvo al poco tiempo su réplica en formato SUV con el e-2008.

Por su parte, el Peugeot 3008 estrenó una nueva tecnología híbrida enchufable que ya cuenta con dos versiones diferentes. En formato berlina (también familiar) el 508 PSE no solo demuestra las posibilidades electrificadas de la marca, también sus ambiciones más deportivas.

Con todo, el panorama que podemos hallar con la marca del león es, sin duda, una muy aprovechable para todo tipo de conductores y usuarios. También se encuentra propuestas de híbridas convencionales y que son, también, una certeza absoluta para todo el mercado. Con todo, su punto clave se da en la eficiencia.

El equilibrio entre prestaciones y eficiencia

Pero vayamos por partes. Los híbridos convencionales o no enchufables lo que hacen es recuperar la energía de las frenadas y la almacenan en una batería de poca capacidad y por tanto ligera y barata, que les sirve para parar el motor en todas las detenciones y arrancar en modo eléctrico durante unos pocos metros. Se conforman con la etiqueta ECO, por no tener autonomía eléctrica suficiente. Siempre puedes optar por uno de los híbridos más baratos del mercado si realmente esta es tu elección.

Eficiencia Peugeot híbridos 3008

Para el caso de los híbridos enchufables cuentan con un sistema de hibridación mucho más complejo, una batería más grande, pesada y cara, y necesitan un sistema de recarga que incluye un cable, un transformador interno y todos los elementos necesarios para efectuar una recarga en un enchufe. Los PHEV son, por tanto, mucho menos eficientes, pero en su gran mayoría obtienen la etiqueta CERO por tener unas decenas de kilómetros de autonomía eléctrica.

Por su parte, lo que ha hecho Peugeot con sus híbridos es ir un paso más allá. Esto es presentar el que es el equilibrio perfecto entre prestaciones y eficiencia. Lo vemos, por ejemplo, con el 308 Hybrid (aquí su ficha técnica), el cual lo que hace es tener un buen comportamiento en carretera, pero sin dejar a un lado la agilidad y polivalencia en los entornos urbanos. Estas características están recogidas en el nuevo modelo de la casa de Souchaux.

La tecnología para el uso combinado de los motores

Ello lo hacen a través de sus diferentes modelos, entre ellos el 3008 Hybrid4 y 508 PSE, que tienen en común también que, gracias a su tecnología NCM 811 de sus baterías, y que llegó recientemente para coches como el 3008, y que se presenta muy bien para toda su clase. También hay diversos modos de conducción, pero, lógicamente, son diferentes a los de los eléctricos.

En el primero, Hybrid, el coche gestiona el uso combinado de ambos motores, mientras que, en Electric, el modelo se mueve exclusivamente con electricidad. Sport, por su parte, es el programa en el que se consiguen las mejores prestaciones, haciendo que los dos motores trabajen al unísono. Anuncia un 0 a 100 km/h en 7,9 segundos (una décima más para el SW) y una velocidad máxima de 240 km/h (135 km/h en modo eléctrico).

¡Sé el primero en comentar!