La Comisión Europea da un ultimátum a Google por abuso de dominio

La Comisión Europea en boca de su vicepresidente, Joaquín Almunia, ha comunicado que han dado una última oportunidad a Google tras dos intentos fallidos antes de pasar a sancionarles con una multa millonaria por abuso de dominio, ya que estaría violando las normas comunitarias al dar prioridad a sus anuncios y aprovecharse del contenido de los competidores para obtener un beneficio propio.

Desde 2008, el citado organismo tiene abierto un expediente a la compañía con sede en Mountain View por comportamientos que consideran, no se ajustan a las normas comunitarias. Estos comportamientos abarcarían desde dar mayor prioridad a los anuncios de la propia compañía hasta aprovecharse del contenido de las empresas competidoras del sector para con fines de beneficio propio, entre otros.

Según declaraciones de Joaquín Almunia, ex comisario de economía de la Unión Europea y actual vicepresidente de la Comisión, es la tercera oportunidad que ofrecen al gigante tecnológico de solucionar esta situación. Los dos intentos anteriores resultaron insatisfactorios y este tercero puede considerarse como un ultimátum, ya que han dado de plazo apenas unas semanas.

La primera vez que se informó a Google sobre estos hechos, la compañía quiso distraer la atención con medidas totalmente ineficaces. Un segundo intento implicaba ya algunas mejoras. Un mecanismo de subasta de los espacios dedicados a los principales competidores, posibilidad de excluir los contenidos de otras páginas pertenecientes a la marca y una distensión de los acuerdos con editores y referentes de campañas de publicidad. Sin embargo, este conjunto fue altamente criticado y la Comisión Europea lo considera como insuficiente.

Han dado a la compañía estadounidense una nueva oportunidad de presentar medidas voluntarias antes de enviar definitivamente un pliego de cargos y oficializar así las acusaciones. Si finalmente Google no cumple con las condiciones que se le imponen, podría ser sancionado con una multa millonaria que alcanzaría una cifra récord ya que la sanción económica equivaldría al 10% de la facturación anual de la empresa.

El buscador está en una situación comprometida y Google ve reabierto un nuevo frente legal que se une a una larga lista de problemas con diferentes organismos, aunque veremos si no acaban eludiéndolo como en anteriores ocasiones.