Los cuatro errores garrafales de Steve Ballmer al mando de Microsoft

Hace solo unos días se confirmaba la salida de Steve Ballmer como CEO de Microsoft. Durante sus años en este puesto han sido varios los errores que han hecho mella en la imagen de la compañía, que ve cómo Apple y Google la han dejado atrás en mercados al alza como el de la telefonía móvil.

Microsoft comenzará una nueva etapa a partir de 2014. El esperado adiós de Ballmer abrirá las puertas a otra estrategia por parte de la compañía estadounidense, que en los últimos años se ha hecho pequeña frente a otras empresas del sector tecnológico. A pesar de su consolidación en el sector de los videojuegos con Xbox 360 y los buenos resultados de Windows 7, no han faltado los errores en la planificación de la estrategia marcada por el todavía consejero delegado que minimizan sus posibilidades de competir con otras empresas.

Las mofas hacia el iPhone

El mayor y más claro ejemplo es el del salto de la firma de Redmond al mercado móvil. Corría el año 2007 cuando Apple revolucionaba este sector con el lanzamiento del iPhone, su primer móvil. El terminal pronto se convirtió en todo un éxito y en el modelo a imitar por parte del resto de fabricantes. Sin embargo, la reacción de Steve Ballmer no fue otra que reírse de las posibilidades de la compañía entonces liderada por Steve Jobs.

«¿500 dólares por un móvil? Debe de ser el móvil más caro del mundo y no creo que resulte atractivo para el consumidor porque ni siquiera tiene teclado«, se mofó Ballmer en una entrevista que pasará a la historia por haberse convertido en uno de los vaticinios menos acertados de la historia del sector tecnológico. «No hay ninguna posibilidad de que el iPhone logre una cuota de mercado significativa. Veremos cómo avanza el mercado», pronosticó.

Nada más lejos de la realidad. La irrupción de Apple en este sector fue toda una revolución y a día de hoy ningún smartphone en su segmento vende el número de unidades y genera tanta expectación como lo hace el equipo de los de Cupertino. De hecho, con el paso de los años Microsoft acabó lanzando terminales con pantalla táctil, aunque en su afán por intentar diferenciarse de su rival acabó haciendo el ridículo en el sector.

http://www.adslzone.net/content/uploads/2013/08/kin.jpg

Hablamos de la gama Kin, compuesta por dos móviles llamados a ser la alternativa de los de Redmond pero que fueron un fracaso en ventas como no se recuerda. Las mejores estimaciones señalan que hasta 50.000 unidades se vendieron de unos terminales que apenas duraron seis semanas en el mercado. A partir de entonces (hablamos del año 2010), la compañía se centró en el desarrollo de software volcándose con Windows Phone como alternativa a Android y iOS. Sus resultados hasta ahora no han sido los pretendidos, aunque es innegable que poco a poco, especialmente con el apoyo de Nokia y su gama Lumia, ha conseguido hacerse un hueco en el sector.

Windows Vista, un paso atrás en el mercado del software

Pero si de software hablamos, no podemos pasar por alto otro fallido intento de la firma en estos años. Hablamos de Windows Vista. El sistema operativo para PC que llegó en 2007 fue uno de los fiascos más sonados de la compañía en la última década. De hecho, en el anuncio de su despedida el propio Ballmer admitió que es de lo que más se arrepiente en sus años como CEO. Windows 7, su heredero, logró en cambio un gran éxito y sí estuvo a la altura de lo esperado.

Windows 8 y las dudas a su alrededor

En un punto intermedio queda Windows 8. La última creación del gigante norteamericano aún no ha cumplido siquiera un año y deja más dudas que certezas sobre su devenir en el sector. El cambio radical en su interfaz no ha convencido a la masa de usuarios, aunque desde la compañía están seguros de triunfar a medio plazo. En breve llegará su actualización 8.1 para corregir algunos errores, pero habrá que ver hasta qué punto acaba por asentar esta apuesta.

http://www.adslzone.net/content/uploads/2013/08/modernui.jpg

La tardía entrada en el sector de las tabletas

En este punto cabe mencionar la apuesta de Microsoft por introducirse en otro mercado tecnológico en auge como el de las tabletas. A la par que lanzó W8 hizo lo propio con su versión para este tipo de dispositivos, Windows RT, y puso a la venta Surface, su primera alternativa al iPad. Ni uno ni otro han conseguido funcionar. Cada vez son más los fabricantes que dan la espalda a esta plataforma mientras que su tablet solo ha generado pérdidas millonarias a la multinacional debido a su nula demanda. Aún así, todo apunta a que en 2014 seguirá insistiendo en entrar en este sector, a pesar de que muchos expertos ya ven demasiado tardío su aterrizaje en este mercado.

http://www.adslzone.net/content/uploads/2013/08/Surface-RT-rebajas-656x318.png

Este breve repaso a los mayores errores de Ballmer al mando de Microsoft ponen el listón en un punto intermedio para su sucesor. Por ahora no se conoce quién podría sustituirle y aunque se ha hablado del retorno de Bill Gates como guía de la compañía, la opción parece poco probable. En 2014 la firma tendrá una oportunidad para trazar nuevas líneas que no han de olvidar los fallos cometidos con el fin de no repetirlos.

¿Qué aspectos creéis que debería mejorar Microsoft en los próximos años con su próximo CEO?