Nuevos detalles sobre la conducción autónoma de Apple

Motor

No es ningún secreto que Apple está desarrollando un sistema de conducción autónoma. Sin embargo, poca es la información que conocemos respecto a este proyecto. Informaciones anteriores han apuntado a un intento de desarrollo de su propio vehículo, por parte de Apple. Y más adelante se ha podido saber que esa idea se paralizó y canalizó hacia la tecnología de conducción autónoma diseñada para vehículos de otras marcas. Ahora tenemos algunos detalles más al respecto.

Apple se ha esforzado en mantener sus secretos respecto al proyecto de conducción autónoma que tienen entre manos. Se han podido ver unidades de pruebas de modelos de Lexus con esta tecnología de conducción autónoma de Apple instalada. Es decir, que a pesar de que desde la firma de Cupertino han señalado que es un proyecto para uso interno, en realidad están probando cómo funciona por las carreteras de California. Es decir, que tienen proyectada la circulación por carretera abierta. Pero ¿cómo funcionará?

Una patente da luz a la idea de ‘conducción autónoma’ de Apple ¿qué es lo que pretenden?

Aunque se presentó en el año 2015, en diciembre, en los Estados Unidos esta patente de Apple relacionada con su conducción autónoma ha salido a la luz ahora. La firma de Cupertino quería registrar una tecnología según la cual, como se muestra en el esquema de descripción de la misma, la conducción manual serviría como base para el desarrollo de rutas en conducción autónoma. Es decir, que el sistema de Apple sería capaz de registrar información sobre la conducción de los usuariosen el uso manual-, para así avanzar en el establecimiento de rutas de conducción autónoma.

A medida que se llevan a cabo kilómetros de recorridoen varias ocasiones- se van creando rutas ‘aceptadas’ para el sistema de conducción autónoma. En estos recorridos se recopila información de circulación y entorno para crear una ‘ruta segura’ y que la conducción autónoma de Apple pueda actuar de forma independiente, aunque con apoyo en todo momento de cámaras de visión periférica y otros sensores para el análisis del entorno.

A estas alturas se desconoce cuál es el estado real del proyecto de conducción autónoma de Apple. Se han seguido dejando ver unidades de pruebas circulando por California, pero la compañía de Cupertino no ha desvelado detalle alguno de forma oficial. En cualquier caso, esta patente arroja algo de luz al concepto que tienen en la firma de la manzana mordida, y sobre sus planes en este sentido.

Escrito por Carlos González

Fuente > autoblog