¿Por qué solo podemos desinstalar una aplicación simultáneamente en Windows?

Software

De manera bastante habitual llevamos a cabo una tarea tan habitual como instalar o eliminar aplicaciones de nuestro equipo basado en sistemas Windows, algo que ya casi se ha convertido en algo mecánico con el paso de los años y las versiones del sistema de los de Redmond.

De hecho, como muchos ya sabréis, cada vez que nos disponemos a desinstalar una herramienta que en su momento instalamos en nuestro equipo, lo más habitual es que accedamos a la correspondiente sección especialmente diseñada para ello del Panel de Control del Sistema, “Desinstalar un programa”. Sin embargo, seguro que algo que ya hemos podido comprobar en innumerables ocasiones, es que lo que en un principio puede parecer algo tan sencillo como es el hecho de eliminar de nuestro disco duro toda la información relativa al programa en cuestión del que nos queremos deshacer, solo se puede hacer de uno en uno. En el caso de que, por ahorrar tiempo, a lo largo de este proceso intentemos repetirlo con otro software, el propio Windows, incluso el más reciente Windows 10, no lo permite.

En concreto si intentamos llevar a cabo la misma tarea con otro software de la lista expuesta, el propio sistema nos notifica que el proceso de desinstalación ya se está ejecutando, siendo imposible hacerlo con otro. Por lo tanto, como seguro ya nos ha ocurrido en el pasado, y nos seguirá sucediendo, la única opción que nos queda es la de esperar hasta que la primera aplicación se haya eliminado por completo. La pregunta que nos podemos hacer es, con los avances que estos sistemas han tenido con el paso de los años, ¿por qué no se ha avanzado en este sentido? La respuesta es sencilla, fiabilidad y seguridad, esos dos términos que a los usuarios nos gustan tanto.

Desintalar programas en Windows

Y es que con el fin de ofrecer en sus aplicaciones, en la medida de lo posible, estas dos características que tanto buscan los usuarios, los desarrolladores de las mismas suelen utilizar la función de instalación propia de Windows a la hora de instalar, actualizar y borrar su software del sistema. El proceso de desinstalación implica la modificación de diversos archivos de Windows como librerías DLL y entradas del Registro, elementos que es probable que compartan entre varios de los programas disponibles en ese momento. Además esta misma función de Windows va tomando nota de todos los cambios que se van sucediendo durante el proceso de eliminación por si por ejemplo tiene que revertirlo y devolver los archivos a su estado inicial. Así se cura en salud por si algo va mal o por si el propio usuario cancela el proceso en un momento dado.

Windows salvaguarda nuestros datos

Por el contrario, si cada uno de los desarrolladores usasen su propio instalador para cargar sus propuestas, seguramente los problemas serían mucho más comunes de lo que son hoy día, por lo tanto así se evitan conflictos que pudiesen incluso dañar el sistema operativo.

Por otro lado, Softzone nos explica la razón por la cual debemos reiniciar Windows al instalar o actualizar programas.

Escrito por David Onieva

Fuente > ADSLZone

Continúa leyendo
  • nova6k0

    Es curioso, porque la mayoría de programas, no desinstalan todo lo que instalan, obviamente sin contar las librerías compartidas y archivos compartidos. Y eso se puede comprobar perfectamente con programas asistentes de instalaciones o desinstalaciones como Revo Uninstaller y similares.

    Salu2

  • Smohking

    fiabilidad y seguridad.. si puedes instalar varios programas a la vez, no se porque no deja quitarlos.. sigue siendo un poco raro.
    y ademas es siempre lo mismo no se desinstala todo, siempre se queda algo, hasta los portables dejan rastros en el registro.