¿Ha acabado Windows 10 con las aspiraciones de SteamOS?

El monopolio a efectos prácticos en el mundo de los videojuegos de PC lo ha tenido Microsoft durante las últimas dos décadas. Algunos juegos fueron lanzados con compatibilidad en Linux y OS X, pero no fue hasta el anuncio de SteamOS en 2013 cuando se empezó a vislumbrar una plataforma alternativa al sistema operativo de Microsoft como plataforma seria de videojuegos.

SteamOS está basado en una distribución de Debian, a su vez basada en Linux. En la actualidad, los juegos de Steam compatibles con este sistema operativo tienen un logo que así lo indica. Junto con este sistema operativo, Valve anunció las Steam Machines, que eran ordenadores de diversas formas y tamaños (algunos más pequeños que una consola). A pesar de tener grandes posibilidades, su elevado precio he hecho que no hayan tenido mucho éxito. Además, también se buscaba luchar contra las consolas… con ordenadores, y en ofrecer un hardware común durante varios años no es el punto fuerte del PC.

steam-os-windows

El lanzamiento de las Steam Machines puso bastante nervioso en un principio a Microsoft, ya que todos esos ordenadores venían con SteamOS precargado, y ninguno con Windows (a pesar de que, como en cualquier ordenador, se podía instalar Windows posteriormente).

Alienware fue una de las compañías que lanzó las Steam Machines con una mejor calidad/precio, en un tiempo en el que Windows 8 se debatía entre el escritorio y las tabletas. Por si acaso, lanzaron sus productos con SteamOS. Si había un cambio de Windows al sistema de Valve, ellos iban a estar preparados. En el caso de no ser así, los usuarios comprarían posteriormente las licencias de Windows.

Windows, 95%; Linux, 1%

Ahora, con perspectiva, vemos que la tendencia fue al revés de lo que se esperaba. Microsoft ha acertado con el enfoque de Windows 10 para el gaming, siendo en la actualidad el sistema operativo más utilizado por los usuarios de Steam con casi un 50% de toda la base de usuarios, mientras que Windows 8 lo utiliza sólo el 10% de usuarios. En total, el 95,46% de los usuarios de Steam utiliza Windows.

windows-10-linux-steam-os

Es bastante reseñable que Windows 10, a pesar de ciertas reticencias cuando fue lanzado, haya conseguido una cuota de usuarios en Steam de casi el 50% después de su lanzamiento hace tan sólo 16 meses. Muchos usuarios actualizaron con la esperanza de poder disfrutar de los beneficios que ofrecía de cara al futuro, como DirectX 12, que de momento no sirve para nada y que está quedando en evidencia detrás de Vulkan.

Por otro lado, sólo el 0,89% de los usuarios de Steam utiliza sistemas operativos basados en Linux, y casi la mitad son usuarios de Ubuntu. Sólo un 0,1% de los usuarios tiene una versión de 64 bits de Linux, que puede englobar a sistemas como debían o SteamOS. Esto significa que los usuarios que utilizan Linux, como es lógico, no utilizan un sistema limitado como es SteamOS, sino que aprovechan la compatibilidad de Steam con Linux y lo instalan en sistemas operativos más completos, como Ubuntu o Linux Mint.

Mejoras en Windows 10

Microsoft se dio cuenta de que no estaba haciendo bien las cosas con Windows 8 y 8.1, y dio un cambio en Windows 10, dándole al gaming la importancia que tiene en su cuota de mercado.

  • Lanzó DirectX 12 para Windows 10 en exclusiva que, si bien de momento son sólo promesas en el aire, en el futuro puede suponer grandes cambios para la optimización de los videojuegos.
  • Compatibilidad de los juegos de Xbox One con los de PC y streaming de tu consola al PC con Xbox Play Anywhere, tanto si los compras para una plataforma como para que los jugadores puedan jugar online independientemente de si juegan en consola o PC.
  • Compatibilidad nativa con el mando de Xbox.
  • Windows Game DVR, para grabar y hacer fotos mientras jugamos sin tener que instalar otro programa.

Todas estas mejoras, junto con hacer un sistema operativo más estable y agradable para los usuarios hizo que los fabricantes volvieran a equipar sus ordenadores con Windows, en un periodo en el que Valve todavía no había lanzado su mando, el Steam Controller.

[/RelatedNotice]

Por tanto, son dos factores principales los que no han ayudado al despegue de SteamOS: los usuarios no quieren tener un sistema operativo para cada cosa que hacen, y SteamOS es demasiado exclusivo para jugar, y sólo tiene sentido en un HTPC, y a veces ni eso. El segundo es que no todos los principales juegos son compatibles con este sistema operativo, a pesar de la gran cantidad de juegos que hay.

steam

En la actualidad hay casi 12.000 juegos en Steam, 2.000 de los cuales son compatibles con Linux (y por ende, con SteamOS). Algunos de los títulos más destacables compatibles con SteamOS son los desarrollados por la propia Valve, como Half-Life, Portal, Counter-Strike o Left 4 Dead. Algunos títulos de terceros son Tomb Raider, The Talos Principle, Killing Floor, Kerbal Space Program, Rocket League, Metro 2033 o Metro Last Light, entre otros.

En definitiva, SteamOS tiene bastantes juegos a los que jugar. Es un sistema operativo muy limitado a la interfaz de Steam, pero eso a su vez hace que sea más ligero. Desgraciadamente, el ser más ligero no hace que su rendimiento sea mejor que el que tiene un mismo juego en Windows. Es bueno que cada vez más juegos sean compatibles con Linux, con el fin de que los usuarios puedan elegir plataforma de juego. De momento, la mayor plataforma de juego es y seguirá siendo Windows.