Preparando Google Chrome para los ordenadores cuánticos

Escrito por Claudio Valero
Hardware

Los ordenadores cuánticos son radicalmente diferentes a los convencionales al aprovechar algunos aspectos de la física cuántica para resolver “algunos problemas” de forma mucho más rápida que los convencionales. Aunque serán un gran avance en muchas áreas, lo cierto es que también plantean muchos desafíos, por ejemplo en el campo de la seguridad. Varios ordenadores cuánticos podrían romper el cifrado del protocolo de seguridad HTTPS, por ello, Google trabaja en que su navegador Google Chrome esté adaptado a esta realidad.

Tal y como nos cuenta Google en una entrada de su blog de seguridad, los ordenadores cuánticos existen actualmente pero son raras excepciones en un mundo marcado por la informática convencional. También se desconoce si será posible construir grandes ordenadores con aplicando sus principios aunque Google, IBM, Microsoft e Intel trabajan en ello.

Google Chrome

Sin embargo, desde Google ya imaginan un hipotético futuro donde los ordenadores cuánticos sean capaces de descifrar cualquier conexión a Internet o comunicación realizada anteriormente. Al entender que mucha de la información debe seguir siendo confidencial durante muchas décadas, se han planteado que deben actuar frente a “la amenaza” que supone este tipo de ordenadores.

Google va a experimentar con un algoritmo post-cuántico que protegerá una pequeña parte de las conexiones entre los ordenadores con Google Chrome y los servidores de Google. Para ello, se utilizará este algoritmo de intercambio de clave post-cuántico de forma adicional al algoritmo de curva elíptica que se utiliza actualmente.

El algoritmo post-cuántico se colocará por delante del actual para permitir a Google probar su funcionamiento. En caso de fallar, siempre estaremos protegidos con las medidas actuales y en caso de ser efectivo, Google podrá comprobar que las conexiones serán seguras incluso en un panorama con ordenadores cuánticos pululando por doquier.

El algoritmo post-cuántico se conoce como “New Hope” y se utilizará durante dos años, ya que no quieren convertirlo en un estándar. Desde Google esperan tener todo este tiempo para conseguir una solución mejor y aún más segura para proteger las conexiones.

Por el momento, el experimento está disponible en la versión Chrome Canary, la primera fase de desarrollo del software. Os recordamos cómo podemos acceder a estas versiones preliminares para probar o disfrutar de algunas características novedosas que introduce Google antes de su llegada a la versión final para todos los usuarios.

Fuente > Google