“He hackeado tu PC”: ¿por qué caemos en este timo tan cutre?

“He hackeado tu PC”: ¿por qué caemos en este timo tan cutre?

David Soriano

Los hackers son en ocasiones unos auténticos genios que usan sus capacidades para el bien o el mal, pero en otras simplemente se trata de delincuentes de medio pelo que emplean técnicas tan bochornosas que a veces cuesta creer que haya víctimas que piquen en sus tácticas y crean que su PC ha sido hackeado.

Cierto es que ninguno estamos libre de caer en la trampa de algún hacker real que robe datos sensibles y nos pueda llegar a pedir algún rescate para recuperarlos, pero en otras ocasiones, como en el póquer, irán completamente de farol y ni siquiera serán hackers, sino timadores cutres que se valen del miedo para intentar que alguien les pague dinero.

«He hackeado tu PC»

La Oficina de Seguridad del Internauta alerta sobre una campaña de correos electrónicos fraudulentos en los que se extorsiona a las víctimas para que paguen una cantidad de dinero mediante criptomonedas. El motivo de este pago del rescate es el supuesto hackeo del equipo de la víctima y la amenaza de exponer datos personales sensibles que pudieran dañar la reputación de la víctima y causar daños y perjuicios de un mayor coste que el del pago solicitado.

Como demuestra la cutrez de las supuestas pruebas del hackeo, hay una probabilidad casi del 100% de que en realidad tu equipo no haya sido infectado y ni disponen de tus contactos, ni existe ningún vídeo íntimo, es la excusa que utilizan para meterte miedo y que accedas a sus peticiones de pago.

«He instalado un virus en tu sistema que me permite controlar todos tus dispositivos conectados a Internet, lo que con tu protección no fue difícil. El software viral me permite controlar tus dispositivos (micrófono, cámara de vídeo, teclado, sincronización). He subido toda tu información, datos, fotografías, historial de webs visitadas a mi servidor. Tengo acceso a todas tus aplicaciones de mensajería, redes sociales, e-mails, historial de chats y lista de contactos».

«Se me ha ocurrido una idea, un vídeo contigo masturbándote en un lado de la pantalla y en el otro vídeo un vídeo porno. Estos vídeos son muy populares y con un clic puedo enviarlo a tus contactos».

Eso sí, será mejor que eches un vistazo a ver si tu equipo realmente ha podido ser comprometido por algún tipo de malware y, en caso afirmativo, desinfectarlo con alguna solución de seguridad informática.

Si en el cuerpo del correo ves que se comparte una contraseña válida tuya, realiza los pasos necesarios para restaurarla, pero no por ello pienses que el supuesto hackeo tiene mayor credibilidad. Esta contraseña puede haber sido expuesta en una filtración masiva y que la hayan recopilado terceros para tratar de extorsionar con la obra de otro hacker.

Consejos para evitar estos fraudes y timos

Además de desconfiar de estos correos y las pruebas tan cutres que nos presentan para tratar de legitimar el hackeo, la OSI comparte una serie de recomendaciones para aumentar la seguridad de tus cuentas y equipos y evitar caer en estos fraudes y timos al darles menos credibilidad.

hacker ataque

  1. Si te llegan correos que no has solicitado o sean de desconocidos, no los abras y elimínalos.
  2. Mantén todos tus dispositivos y antivirus actualizados.
  3. En ningún caso, envíes datos de tus contactos, ni reenvíes el correo; de este modo, ayudarás a que no se extienda el fraude.
  4. Mejora la seguridad de tus contraseñas y no utilices la misma para todos los servicios online que utilices.
  5. En caso de duda, consulta directamente a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, la Oficina de Seguridad del Internauta o el INCIBE.

En el caso de que hayas accedido al chantaje y hayas realizado ya algún tipo de pago para rescatar tus supuestos datos comprometidos, recopila todas las evidencias de las que dispongas (capturas de pantalla, e-mails, mensajes, etc.) y contacta con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado para presentar una denuncia.