Así se podrá hacer la portabilidad tras el estado de alarma

Así se podrá hacer la portabilidad tras el estado de alarma

Alberto García

El estado de alarma frenó en seco las portabilidades en España. El decreto impedía que los operadores hicieran cambios de línea para evitar que los técnicos tuvieran que desplazarse y exponerse al coronavirus, además de evitar problemas técnicos que pudieran dejar a los usuarios sin servicio. Ahora, la CNMC ha establecido el procedimiento de retorno a la situación normal de portabilidad una vez acabe el estado de alarma.

El objetivo principal de estas medidas es que la vuelta a la normalidad y las dinámicas competitivas de los operadores se alcance a los 5 días de la finalización del estado de alarma, y sin que ello requiera nuevos procedimientos administrativos. Los operadores llevaban semanas preocupados por cómo iba a ser el proceso de desescalada en las portabilidades, y finalmente ahora están todos los detalles.

En portabilidad móvil se decretó un 25% del cupo por operador, y en la portabilidad fija se estableció un límite de 50 portabilidades al día por operador. Así, este será el cupo que se mantendrá hasta que cese el actual estado de alarma. Como la CNMC estima que la finalización del estado de alarma se sabrá con suficiente antelación, los operadores tendrán tiempo de adaptarse.

5 días para volver a la normalidad tras terminar el estado de alarma

La CNMC considera que se ha de establecer un periodo de 5 días para el retorno a la normalidad. En ese tiempo, tras la finalización del estado de alarma, los operadores deberán recuperar su capacidad para gestionar correctamente las solicitudes de normalidad. La CNMC revisará también los cupos, que irán adaptándose de manera progresiva durante esos 5 días hasta alcanzar el valor anterior al estado de alarma.

Para portabilidad móvil, el incremento será de un 15% diario hasta alcanzar el valor previo a la declaración del estado de alarma. Las cifras irán sumándose partiendo del 25% como base, para ir hasta el 40, 55, 70, 85 y 100% en los cinco días.

El plazo para la portabilidad fija será el mismo, teniendo en cuenta que en España hay millones de usuarios con servicios convergentes. Sin embargo, no se especifica cuál será el aumento porcentual diario, pero éste deberá ser de en torno al 20% diario porque prácticamente todas las portabilidades fijas están paradas en la actualidad.

En el caso de los paquetes convergentes con fijo, móvil, Internet y televisión, las portabilidades están permitidas sólo en los casos donde no sea necesario el desplazamiento de un técnico al domicilio o del usuario a un centro de atención del operador, excepto si es un caso de fuerza mayor. Por ello, las portabilidades móviles no pueden realizarse si van asociadas a una portabilidad fija que requiera desplazamiento hasta que no se termine el estado de alarma. También había condiciones excepcionales donde sí se podían hacer portabilidades, como es para garantizar una calidad mínima de uso en el servicio o en el caso de que haya una migración de ADSL a fibra o cable.

Las portabilidades no volverán a la normalidad hasta junio como mínimo

Por tanto, las portabilidades no van a volver a la normalidad por lo menos hasta finales de junio si el gobierno determina que sigue necesitando el estado de alarma para asegurarse de que se cumplan las condiciones de cada fase. La fase 3 acabará, como mínimo, el 21 de junio. De momento, está confirmado que habrá una nueva prórroga del estado de alarma hasta el 24 de mayo. Por tanto, tendremos que seguir esperando, y una vez termine el estado de alarma, podremos solicitar nuestra portabilidad con total normalidad.