¿Qué pasa cuando en tu zona apagan para siempre el ADSL?

El cierre de centrales ADSL en España es una realidad desde hace varios años. El despliegue de FTTH o fibra óptica hasta el hogar hace innecesaria esta obsoleta tecnología, por lo que la operadora dominante de este mercado (Movistar) quiere apagar el cobre antes de 2025. Esto le permitirá ser más eficiente, ahorrar costes y ofrecer mejores conexiones. Aunque este proceso es una realidad en buena parte del país, todavía quedan zonas que dependen del viejo cable de cobre. Por esa razón, os contamos lo que pasa cuando en vuestra zona apagan para siempre el ADSL.

El par de cobre es una infraestructura que nos ha dado mucho en los últimos años, pero que ya no puede dar más de sí. Desde permitirnos llamadas telefónicas hasta las primeras conexiones a Internet a través de ruidosos módems. También llevó el ADSL a las masas con velocidades nunca vistas hasta el momento. Sin embargo, tiene muchos problemas que no encontramos en las modernas redes de fibra. Además, estas últimas tienen unas posibilidades de crecimiento casi infinitas, lo que nos prepara tanto para el presento como para el futuro a corto, medio y largo plazo de Internet.

Apagado de centrales: lo que necesitas saber

La operadora azul tiene un apartado en su web dedicado a explicarnos el proceso de apagado de centrales. Este es un proceso que Telefónica lleva ejecutando desde 2012 para llegar sólo con fibra óptica a los hogares españoles. El proceso va afectando de forma progresiva a diferentes clientes que deben concertar una cita para que un técnico especializado realice la instalación estándar gratis en el domicilio.

cierre centrales adsl

La instalación estándar (valorada en 300€) es gratuita y suele llevar de 3 a 4 horas. El cliente mantendrá sus servicios de forma generalizada e incluso podrá aprovechar para contratar otros adicionales. Además, mantendrá su número de teléfono y no lo perderá en este proceso. En caso de no migrar a fibra óptica, se dará de baja el servicio y, en un futuro, el cliente no podrá recuperar el número de teléfono fijo.

No se puede cerrar una central sin dar varios pasos

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, CNMC, ha articulado una serie de requisitos para el cierre de las centrales:

  • Sólo se puede cerrar una central cuando más del 25% de los clientes de esa central se conecten por medios alternativos a la red de cobre.
  • Si hay operadores alternativos desagregando bucle, Telefónica deberá seguir prestando ese servicio mayorista durante 5 años y con 6 meses de guarda.
  • Si no hay operadores alternativos en la central, el período de garantía se reduce a 1 año con los pertinentes 6 meses de guarda.

Sin embargo, en octubre conocimos que la CNMC había decidido acelerar el proceso. El plazo de garantía pasa de 5 años a sólo 2 años. Esto entra en vigor conforme se vaya anunciando el proceso de cierre de nuevas centrales. Por ejemplo, una que iba a cerrar en 2026 con el periodo de garantía ahora lo podrá hacer en 2023.

¡Sé el primero en comentar!