Acusan a Amazon de copiar los productos más vendidos para AmazonBasics

Acusan a Amazon de copiar los productos más vendidos para AmazonBasics

Alberto García

Los vendedores externos cada vez tienen más presencia en Amazon. Según datos de la compañía, en torno al 58% de las ventas que se realizan pertenecen a estos vendedores. Amazon tiene una enorme cantidad de datos sobre qué productos son los más vendidos, ahora acaban de desvelar que la compañía ha usado esos datos para diseñar sus propios productos, según el WSJ.

La marca de AmazonBasics engloba a todo tipo de productos. Hay cables, pilas, bolsas, tuppers, toallas, aspiradoras, sartenes, mochilas, cargadores, y un largo etcétera. No es casualidad que Amazon tenga un producto de AmazonBasics para cada una de las categorías más vendidas de la tienda.

Amazon se basa en productos de otros vendedores para AmazonBasics

Esta práctica va en contra de su política, pero el WSJ ha entrevistado a más de 20 antiguos empleados de Amazon que afirman que, para decidir qué nuevos productos fabricar, miraban los datos de ventas de la tienda y las características de los productos para ver qué características copiar o qué precio ponerle. Amazon, por su parte, afirma que ellos miran datos de venta, pero prohíbe a sus empleados mirar datos que no son públicos o que pertenecen a un vendedor en concreto, y se encuentra investigando lo sucedido.

Esto suele hacerse normalmente en todo tipo de tiendas, donde por ejemplo los supermercados copian en sus marcas blancas los productos más vendidos de otros fabricantes de marcas conocidas, aunque en este caso Amazon tiene mucha más información de los productos a su disposición. El año pasado, la UE ya afirmó estar investigando si Amazon está abusando su posición de operador del Marketplace de su tienda para comprobar si estaban obteniendo alguna ventaja competitiva.

Aunque Amazon tenía medidas para impedir usar los datos, los trabajadores afirman que había manera de saltarse las limitaciones, y que hablar de esos datos en las reuniones era algo común. Los trabajadores sabían que no debían, pero a su vez querían maximizar ventas. Así, accedían a datos agregados de todas las ventas de toda la web, y no de vendedores en concreto.

Amazon cuenta actualmente con más de 45 marcas en su poder, donde tienen más de 243.000 productos diferentes, incluyendo productos de AmazonBasics o muebles Beam Sus marcas representan un 1% de sus ventas anuales, unos 158.000 millones de dólares en ingresos. Y en esos no se incluyen los altavoces Echo, lectores de libros electrónicos Kindle y cámaras y timbres de Ring. Para 2022 quieren que el 10% de las ventas sean productos de su marca, con los cuales tienen un mayor margen de beneficio.

El 39% de las ventas online en Estados Unidos se hacen en Amazon. Por ello, una gran parte de los pequeños fabricantes afirman que no pueden permitirse el no vender en la tienda o recurrir exclusivamente a alternativas a Amazon. No obstante, muchos de ellos afirman que no se quieren arriesgar a que Amazon les copie su producto.

Organizador para maleteros: una apuesta segura

Un ejemplo claro ocurrió con este organizador de maleteros de Fortem, una empresa de cuatro personas de Brooklyn. En un informe de Amazon que mostró un empleado, más de 33.000 unidades de ese organizador se habían vendido en 12 meses, y en el informe había datos de ventas y gastos de la empresa. En total, Fortem tenía el 99,95% de las ventas totales de Amazon de ese producto, ya que sólo lo vendían ellos, y Amazon Warehouse vendía las unidades devueltas o defectuosas de segunda mano.

amazon trunk

Cada uno se vendía a unos 25 dólares, siendo un total de 800.000 dólares de ingresos. Amazon se quedaba casi 4 dólares de cada venta. Amazon sabe el porcentaje que le cobra, y conoce cuánto se queda la empresa y cuánto le cuesta enviar el producto. El producto estaba a la venta desde marzo de 2016, pero Amazon empezó a vender en octubre de 2019 tres organizadores de maletero similares a los de Fortem, pero bajo AmazonBasics.

El organizador sigue estando entre los más vendidos, pero ahora tienen que dejarse 60.000 dólares al mes para salir por encima de Amazon en los resultados, demostrando lo difícil que es competir contra la propia Amazon.