Telefónica vuelve a ganar más en España que en otros países

Telefónica ha dado a conocer los resultados de la primera mitad de 2013. En ellos se confirma que España vuelve a ser el país que más ingresos genera a la compañía, tras haber perdido esta posición meses atrás en favor de Brasil.

El operador español ha anunciado sus resultados económicos en el primer semestre del año. En ellos confirma el beneficio neto de 2.056 millones de euros, lo que supone un ligero retroceso respecto al mismo periodo del año anterior del 0,9%. En cambio, este pequeño paso atrás es una cifra que mejora las previsiones que habían dado a conocer los analistas.

En total, el volumen de negocio alcanzó los 28.563 millones de euros si tenemos en cuenta todas las filiales que componen el grupo. La cifra es un 7,8% menos respecto a la lograda en la primera mitad de 2012. Desde la compañía han explicado que en este semestre se han incluido los datos de consolidación de Atento, la compañía que vendió en la segunda mitad del pasado año. Asimismo, parte de este descenso se entiende por la venta en abril de O2, la filial de la firma en Reino Unido.

El operador confirmó que España vuelve a situarse a la cabeza a la hora de generar ingresos. En total, solo en la primera mitad del año, logró unas ventas de 6.559 millones de euros, con lo que superó a otros países como Brasil. A comienzos de año, el país suramericano había superado a la unidad española, pero en esta ocasión en Latinoamérica los ingresos disminuyeron un 1,9% y se situaron en 14.682 millones de euros.

Gracias a la oferta convergente Movistar Fusión y a su apuesta por la fibra óptica, la compañía continuó consolidando su posición en nuestro país. No en vano, la compañía ha confirmado que en el segundo trimestre del año, el 56% de las altas en los productos Fusión y Fusión Cero eran nuevas, lo que supone un crecimiento del 9% respecto al trimestre anterior. Mientras, en fibra óptica continuó acercándose al medio millón de accesos con más de 59.000 nuevas líneas con esta tecnología entre abril y junio. Al cierre del semestre se contabilizaban 42,32 millones de usuarios del operador, lo que le permite seguir siendo líder en servicios de banda ancha fija y telefonía móvil.

Por lo que respecta al resto del continente, Telefónica es ya el segundo operador europeo en número de usuarios y por volumen de ingresos, algo que ha conseguido tras la adquisición de E-Plus, la filial alemana de KPN. En total, en este semestre alcanzó los 13.392 millones de euros en el continente, lo que fue calificado como un «significativo avance» por parte de César Alierta, presidente del grupo.