Siguen filtrándose películas pirata Blu-ray 4K UHD pero, ¿de dónde vienen?

P2P

AACS 2.0 fue supuestamente crackeado a principios del pasado mes de mayo. Esta protección anticopia es la que emplean las películas 4K UHD, y hasta ahora ese cifrado no se podía romper de ninguna manera. Esto ha cambiado en los últimos dos meses, y cada vez aparecen más películas obtenidas de manera original del Blu-ray.

AACS 2.0: la protección de las películas 4K UHD en entredicho

Antes del crackeo de AACS 2.0, los piratas tenían que reproducir la película y grabarla con una capturadora externa. Mientras que la calidad de imagen era bastante buena, no es lo mismo eso que trabajar directamente con el contenido original, por lo que las películas 4K UHD ripeadas directamente del disco se ven mejor.

bluray

Mientras que a principios de mayo sólo veíamos la película de Los pitufos 2 en UHD, en los últimos días han aparecido dos películas nuevas. Estas nuevas películas han sido lanzadas por el grupo de la scene TERMiNAL, lo cual hace intuir que alguien más ha conseguido crackear la protección anticopia, además del cracker original que permitió la salida de la película.

Aunque la salida de estas dos películas da a entender que AACS 2.0 se ha crackeado por completo, todavía no se sabe muy bien cómo se ha conseguido esto, ni el grupo que ha publicado las películas ha especificado cómo lo ha hecho. Las películas publicadas han sido Inferno y Patriots Day.

¿Ha sido un exploit de un programa lo que ha permitido el ripeo de películas?

En la red se habla de que en lugar de que la protección se haya crackeado, lo que se habría descubierto es un exploit en PowerDVD, uno de los programas más populares para reproducir películas en Blu-ray en el ordenador. El fallo se encontraría en Intel Software Guard Extensions (Intel SGX), el cual permitiría ver lo que PowerDVD tiene almacenado en la memoria, pudiendo sacar el contenido del Blu-ray “descifrado” de la memoria. Mientras que algunos usuarios afirman haber estado cerca de conseguirlo, de momento nadie ha publicado que sabe aprovecharse de este fallo.

infernodetaails

El crackeo de AACS 2.0 no parece tan posible como en un principio se estimó. Además, los últimos Blu-rays UHD tienen cifrado de bus, lo cual implica que hay dos claves separadas que descifrar a la vez, lo cual es realmente difícil.

A pesar de ello, haya sido o no crackeado, la realidad es que vamos a ver aparecer cada vez más películas ripeadas directamente del Blu-ray original, sobre todo si hay un grupo sólido detrás que vaya publicándolas en la red. El hecho de que las dos películas se hayan filtrado en apenas una semana abre la puerta a que cada vez aparezcan más.

Las películas sacadas directamente del Blu-ray sin comprimir (reconocibles por el “Untouched” que aparece en su nombre) ocupan del orden de 40 a 70 GB, y utilizan el códec HEVC. El bitrate de estas películas se sitúa normalmente en unos 50 o 70 Mbps.

Escrito por Alberto García

Fuente > TorrentFreak

Continúa leyendo
  • No puedo asegurar que se haya roto la protección AACS 2.0. Lo que si puedo asegurar es que hay bastantes más películas, como por ejemplo “Passengers” de la joven actriz Jennifer Lawrence.

    Salu2

  • Angel José

    Serán ficheros enormes (de 40 a 70 GB) lo cual superaría el Blu Ray de doble capa., y aunque hay grabadoras de Blu Ray BDXL (hasta 128 GB) , no se si hay algún reproductor para este tipo de Blu Ray, y si lo hay será caríiisimo.

    • TheV1ruSS

      reproductor fisico no, pero hay aplicaciones para que reproduzcas en un pc.

      • Jaume Juncà Guasch

        Reproductor físico si, desde hace más de un año…
        Samsung UBD-k8500 por ejemplo

        • TheV1ruSS

          pues, dicelo a Angel Jose, 😉

      • Angel Amaro

        Ya se que en el PC se reproduce todo, el problema es que con ficheros tan grandes se agotan los discos duros rápido, incluido los externos, y tengo uno de 2TB.

    • NyoCoreX

      Reproductor de UHD Blu-Ray? la Xbox One S directamente …

  • Esto es muy largo, me hace acordar en mi pais en la época de VHS, que literalmente se los robaban los originales del “fabricante” de películas