En 2017 se habrán cerrado ya 68 centrales de ADSL, pero en 2020 no se cerrarán todas

España es el país que más kilómetros de fibra óptica tiene de la Unión Europea, y en el segundo trimestre de 2016 eran ya 27 millones de líneas de fibra óptica (FTTH) las contratadas en España. El proceso imparable de despliegue de fibra óptica va asociado al cierre de las centrales de ADSL en nuestro país para que los operadores no asuman el coste de mantener las dos infraestructuras. Los planes iniciales de los operadores hace unos años era de ofrecer fibra óptica en todos los municipios españoles con poblaciones de más de 1.000 habitantes de cara al año 2020.

Ya se han cerrado 20 centrales de ADSL

El proceso de cierre de centrales de ADSL se inició en 2014, y ha seguido aumentando paulatinamente en 2015 y 2016. Tal y como ha recogido la CNMC, son ya 20 las de ADSL que se han cerrado en España hasta el mes de enero de 2017, y este año se procederá a cerrar otras 48, haciendo un total de 68 centrales ADSL cerradas a finales de 2017. Este aumento va acorde con el aumento de usuarios de fibra, que en el caso de Movistar ya son más que los que tienen ADSL.

El cierre de las centrales de ADSL corre a cargo de Telefónica, y es la CNMC quien se encarga de que éste no repercuta negativamente en los operadores alternativos. Para que se apruebe el cierre de una central es necesario que el 25% de los clientes ya tengan fibra y se haga el aviso con año y medio de antelación, o con cinco años y medio si hay otros operadores. Las centrales no tienen por qué cerrar como tal, sino que simplemente se elimina la conexión de cobre y sólo se mantiene la infraestructura de FTTH, pudiendo también reconvertirse en una central para gestionar antenas de telefonía móvil.

fibra-optica centrales

En España hay en la actualidad 6.500 edificios de centrales. La CNMC comunica los datos de cierre de éstas a los operadores, y a partir de ahora estos datos serán también públicos para que los usuarios puedan saber en qué zonas se van a ir cerrando estas centrales, y poder pasarse a fibra óptica en el caso de que su operador no se lo haya comunicado o de que no hubieran decidido quedarse con ADSL. Estos datos están recopilados en este enlace.

Ya está confirmado y planificado el cierre de 88 centrales

Como podemos observar, las provincias donde más centrales se han cerrado y se van a cerrar (o transformar) son Baleares, Barcelona, La Coruña, León, Madrid, Murcia, Soria, Tarragona, Valladolid y Zaragoza, entre otras. En 2018 serán un total de 73 las centrales que de momento están confirmadas que cerrarán, extendiéndose a 88 en el año 2022, aunque se irán añadiendo nuevas a la planificación conforme vaya avanzando el despliegue.

fibra

Viendo que hay cierres planificados para el año 2022 (fechas que coinciden con los cincos años y medio con los que ha de avisar Movistar si hay otros operadores) en una gran ciudad de España como es Sevilla nos hace ver que los planes iniciales de cerrar todas las centrales de ADSL en poblaciones de más de 1.000, se retrasarán unos cuantos años. De momento, la planificación actual pasa por que en 2020 dos tercios de las centrales (algo más de 4.300) sean únicamente de fibra, y las otras 2.200 sigan manteniendo soporte para el cobre.

Comenta cualquier duda sobre fibra óptica en nuestro Foro de FTTH