Wi-Fi TimeSync vs Bluetooth: ¿quién dará el mejor sonido en los próximos años?

Escrito por Alberto García
Software

La Wi-Fi Alliance anunció en el pasado CES 2017 un nuevo programa de certificación para dispositivos conocido como WiFi TimeSync. Este nuevo estándar permite transmitir tanto vídeo como audio a la vez, y la Wi-Fi Alliance busca suplantar a estándares actuales utilizados para esto, como por ejemplo el Bluetooth en el caso del audio, o ZigBee para la transmisión de datos de bajo consumo.

Wi-Fi TimeSync: eliminando los problemas de sincronización de vídeo y audio

El principal objetivo que tiene la tecnología desarrollada con WiFi TimeSync es sencillo: eliminar ese odioso ‘buffering’ y la desincronización que se forma cuando se transmite contenido de audio y vídeo a través de conexiones Wi-Fi. Cuando sincronizamos cualquier tipo de dispositivo de manera inalámbrica, solemos tener que esperar uno o más segundos para que se cree un ‘buffer’; es decir, que suficiente contenido se almacene en la memoria del reproductor para que no haya cortes ni retrasos cuando se está mostrando el contenido. El problema es que a veces ese buffer no es suficiente, y el sonido y la imagen acaban desincronizándose.

wifi-certified

WiFi TimeSync arreglará esto gracias a mejorar la sincronización entre los dispositivos. En el caso de que tengamos varios dispositivos que estén sincronizándose entre sí, éstos se pondrán de acuerdo en sincronizar sus relojes (con precisiones de microsegundos). Un dispositivo actuará de reloj maestro, y los demás sincronizarán sus relojes con el principal. Esto también vale para grabar sonido y vídeo con varios dispositivos, y que éstos estén perfectamente sincronizados.

No sólo se elimina la desincronización, sino que se elimina el retardo que suelen tener otras conexiones como el Bluetooth a la hora de transmitir sonido (además, Bluetooth comprime más el audio.). Esta es la principal diferencia de esta tecnología con el Bluetooth (además de utilizar otro protocolo de transmisión de datos, ya que TimeSync está basado en el 802.11). Esta tecnología será invisible de cara al usuario, y éste no tendrá que hacer nada para poder aprovecharla, ya que, si los dispositivos que utilizan son compatibles, ellos se encargarán de sincronizarse.

Llegará a dispositivos a finales de año

El uso que tendrá este estándar será en todo tipo de aparato capaz de transmitir y reproducir contenido multmedia. La certificación TimeSync estará disponible en primavera, y de cara a finales de año empezaremos a ver los primeros productos dedicados al audio y al vídeo, entre los que probablemente se encuentren los teléfonos móviles, además de amplificadores, televisiones y altavoces inalámbricos. También tendrá aplicaciones industriales, médicas, en el campo de la automoción, y en dispositivos del Internet de las Cosas.

La inclusión de este nuevo estándar de sincronización en los dispositivos podría plantear serios problemas a Bluetooth, que es la tecnología imperante en este campo de transmisión de contenido multimedia de manera inalámbrica entre dispositivos, y que empezará a llegar en su versión 5 a los principales móviles y dispositivos que se lancen en 2017.

Fuente > ADSLZone