Desarrollan una pantalla de tableta que se pliega en tres partes

Desarrollan una pantalla de tableta que se pliega en tres partes

Carlos González

Las pantallas flexibles están ya con nosotros, gracias a la introducción de los paneles Plastic OLED, y hemos podido verlos ya en teléfonos inteligentes y televisores. Sin embargo, su flexibilidad queda limitada a los otros componentes de hardware. Ahora, Semiconductor Energy Laboratory -SEL- ha presentado un panel que se puede doblar en hasta tres partes.

Con la llegada de los paneles P-OLED, que permiten cierta flexibilidad, tanto Samsung como LG Electronics, entre otros fabricantes, nos han mostrado ya conceptos de dispositivos que se podrán crear en el futuro. Ahora bien, hasta llegar, entre otros, a las tabletas que se pliegan para convertirse en teléfonos inteligentes, antes tenemos que conocer cómo se proponen los fabricantes hacer flexible todo el cuerpo del equipo dados los componentes como la batería, el procesador o la memoria. En cualquier caso, las pantallas continúan evolucionando en este sentido, y tal y como podéis ver en el vídeo que acompaña a esta publicación, ya existe una pantalla que se puede doblar en hasta tres partes.

Se trata de un panel creado por Semiconductor Energy Laboratory -SEL- que mantiene una diagonal de 8.7 pulgadas y una resolución Full HD 1920 x 1080 píxeles, lo que resulta en una densidad de píxeles de 254 píxeles por pulgada. Lo curioso del mismo, qué duda cabe, está en que su flexibilidad permite al usuario doblar el panel en hasta tres partes sin ningún tipo de pérdida sobre la calidad de imagen. Como es evidente, el panel por sí solo carece de interés, y lo realmente interesante está en las posibilidades que esta pantalla abre para el desarrollo de dispositivos flexibles.

Y es que, aunque este tipo de pantallas están aún lejos de verse en el mercado, lo importante es que avanzan continuamente, y que además son varios los fabricantes que trabajan en ello. En el prototipo del vídeo, como podemos ver, el soporte se ha diseñado de forma especial, para que la pantalla tenga una utilidad diferente cuando está desplegada que cuando se encuentra reducida a una tercera parte, donde el usuario tomaría un uso más dinámico, al estilo smartphone.

Es este uno de los principales intereses, crear hardware capaz de dar lugar a una tableta que, con sólo plegarla en dos o tres partes, nos permita su uso como teléfono inteligente, llevándolo directamente en el bolsillo.