Los nuevos iMac Retina decepcionan en los benchmark

Los nuevos iMac Retina decepcionan en los benchmark

Carlos González

La compañía de Cupertino presentó, durante la semana pasada, una nueva línea de ordenadores de sobre mesa «todo en uno» bajo el nombre iMac Retina, dada su resolución 5K. Además, de introducir una pantalla de mayor resolución, varios de sus componentes de hardware han sido modificados.

A pesar de las modificaciones que Apple ha introducido, con respecto a los modelos anteriores, en su nueva línea de iMac Retina, y de que la resolución 5K ofrece una experiencia realmente sorprendente, las primeras pruebas de rendimiento de tipo benchmark a las que están siendo sometidos estos modelos están reportando unos datos que, en realidad, representan una evolución a nivel de potencia realmente reducida. En base a la información que Apple ofreció en el evento de presentación que los nuevos iMac compartieron con la nueva gama de tabletas iPad, todo apuntaba a que la «actualización» sería mayor.

En la propia página web de Apple podemos ver cómo la compañía de Cupertino anuncia su nueva gama como «el iMac más potente jamás visto», mientras que la realidad que nos muestran los primeros benchmark dejan a los iMac Retina con resolución 5K en una posición ventajosa con respecto a los productos anteriores, sí, pero con una diferencia realmente reducida.

Según los datos que ofrecen estas pruebas de rendimiento, parece evidente que, en esta ocasión, Apple ha optado por dar protagonismo, entre sus novedades, a la resolución de los nuevos iMac Retina, mientras que el rendimiento no ha sido optimizado en gran medida. En cualquier caso, no veremos «grandes mejoras» a nivel de rendimiento en los ordenadores de sobremesa «todo en uno» de la compañía de Cupertino hasta que no sean lanzados los nuevos chips Broadwell de Intel, lo cual está ya programado para el próximo año 2015.

Estos esperados procesadores, que probablemente Apple hubiera planteado en el desarrollo de los iMac Retina su introducción, han acumulado ya varios retrasos y, según la última información que tenemos, se espera que lleguen finalmente en julio del próximo año 2015.