Así serán las futuras naves militares aéreas de Inglaterra

Son muchos los países que invierten enormes cantidades de dinero en su ámbito militar con la finalidad de desarrollar las mejores, armas, aeronaves, y sistemas tanto de reconocimiento como de ataque y defensa. Desde hace décadas existe una competencia entre diferentes potencias mundiales para ver quien posee los mejores sistemas militares. Recientemente Inglaterra ha visto cómo serán sus próximas aeronaves aéreas militares tras la firma de un contrato y la entrega de casi 300 millones de euros para hacer realidad el proyecto.

La futura aeronave, que recibe el nombre de Tempest, está siendo fabricada por tres empresas distintas, tanto de origen inglés como italiano y sueco. Con la firma de este contrato, se especificaran tanto el diseño como las capacidades para la nave.

Tecnología de última generación

Contará con dos motores y con sistemas que funcionarán con Inteligencia Artificial y sistemas autónomos, que harán que la nave pueda pilotarse por sí sola sin necesidad de que el piloto haga nada.

Para ello, se han asociado con empresas especializadas en tecnología digital que ofrecerá los últimos servicios en cuanto a tecnología avanzada y que además, permitirá ahorrar costes y aumentar la velocidad de producción.

Además, contará con muchísima energía eléctrica que le permitirá almacenar en su interior armamento como drones, misiles hipersónicos o armas láser.

Aunque quedan algo menos de 15 años para que este proyecto sea una realidad, la Tempest realizará misiones junto a varias naves aéreas actuales del Reino Unido hasta que aproximadamente en el año 2040 solo se use la Tempest.

Esto supondrá en el futuro una capacidad defensiva de última tecnología por parte de Inglaterra, capaz de poner fin a cualquier amenaza y garantizar la seguridad de la nación ante cualquier imprevisto.

Se crearán empleos y ayuda económica

Incluso la aprobación de este proyecto contribuye a la creación de nuevos puestos de trabajo. Aproximadamente se generarán más de 20.000 puestos de trabajo, generando un alta productividad de casi un 80% más que el promedio nacional del país.

El programa puede hacer que se hagan investigaciones sobre la investigación y el desarrollo en zonas que lo necesiten y generar beneficio económico en estos lugares. Concretamente, el 70% del programa se hará en el noroeste, suroeste y este del país.

Con todo el presupuesto que hay disponible, los distintos grupos desarrolladores trabajarán duro para desarrollar a la perfección un sistema militar aéreo totalmente optimizado y que de un rendimiento perfecto.

Por tanto, este programa militar no solo será un beneficio para las defensas del país sino que también generará puestos de trabajo y ayudará de forma económica a muchas regiones que están muy necesitadas.