¿Qué electrodomésticos no conectar en una regleta?

¿Qué electrodomésticos no conectar en una regleta?

Rocío GR

Tener una regleta es especialmente útil en habitaciones en las que hay muchos electrodomésticos o aparatos conectados pero no tenemos demasiados enchufes. Por ejemplo, en la cocina. Necesitas conectar muchas cosas en poco espacio. Pero debes tener cuidado. Hay una serie de electrodomésticos que nunca debes tener enchufados en una regleta y en los próximos párrafos te explicaremos por qué deberías evitarlo siempre.

Como decimos, una regleta nos ayuda a tener más espacio para conectar dispositivos en habitaciones donde los enchufes no son suficientes. En la cocina necesitas conectar tu tostadora, batidora, la freidora de aire, el robot de cocina… Pero hay algunos aparatos de casa que no deberías conectar en una regleta y compensará que enchufes y desenchufes cuando sea necesario utilizarlo.

Usa regletas inteligentes

Hay un problema con el uso de regletas y es que conectamos todo tipo de aparatos y los dejamos ahí eternamente. ¿Qué ocurre con esto? Que se produce el llamado “consumo fantasma”. Aparatos que están apagados o no están en uso pero que están consumiendo aunque no los uses… Puede ser un televisor, un decodificador, los ordenadores… Si los tenemos siempre enchufados en la regleta y la regleta la mantenemos encendida se está produciendo un consumo fantasma permanente.

En estos casos, lo mejor es usar regletas inteligentes que nos permitan programar el apagado llegada una hora si no vamos a usar esos aparatos. No tienes por qué no usarlas pero sí cambiar la forma de utilizarlas: no uses la misma para todos porque habrá aparatos que no puedan apagarse (como el router) y otros que sí. Una vez que los dividimos entre los que pueden apagarse y los que no, usamos las opciones inteligentes para poder desconectarlas y evitar este consumo fantasma.

El PLC al enchufe

Los adaptadores PLC nos permiten mejorar la calidad y la señal de WiFi en casa cuando los repetidores no son una opción pero no nos llega correctamente la señal inalámbrica a todas las habitaciones o puntos. Se conectan al enchufe y utilizan la instalación eléctrica de la casa para llevar “Internet” de un lado a otro. ¿Por qué? Es sencillo: lo mejor es que el PLC está conectado a la instalación eléctrica con una conexión directa. Poner intermediarios podría impedir que hiciese su función.

Casi todos los PLC del mercado incluyen un enchufe o sock incorporado. Es decir, sacrificas el enchufe en el que vas a conectarlo, pero podemos conectar algo al mismo para no tener que prescindir de él. En este caso, lo mejor que podemos hacer es conectar directamente el PLC a la corriente y si necesitas más aparatos, conectamos la regleta al PLC pero nunca al revés si queremos que funcione bien.

Repetidores Wi-Fi DLInk PLC

¿Y los electrodomésticos?

Hay electrodomésticos que sí podemos usar en regletas y otros que no es aconsejable. Siempre es mejor que nunca enchufes los que hacen un gran consumo eléctrico. Es decir, que vayan directamente a la corriente algunos como el horno, el aire acondicionado o la vitrocerámica. En estos casos, mejor no sobrecargar una regleta ya que puede ser peligroso. Los de gran consumo, directamente a la pared.

También debes tener cuidado con pequeños electrodomésticos que no se recomienda conectar a la regleta. Es el caso de planchas, secadores de pelo u otros accesorios para el cuidado del cabello, puesto que tienen un volumen energético de alto nivel causado por la presencia en su interior de resistencias. Lo que podría ocurrir conectando estos equipos a una regleta es que se produzca una sobrecarga en la misma, lo cual siempre hay que evitar por todos los medios. También deberías tener cuidado con otros electrodomésticos que generan un gran consumo, como ollas de cocción lenta que no estén optimizadas para gastar poca energía.

Hay otros que no habrá ningún problema. Por ejemplo, puedes usar la regleta en la cocina para enchufar la tostadora o la cafetera o la freidora de aire. Además, podemos desconectar la regleta la mayor parte del tiempo porque son electrodomésticos que no necesitas que estén siempre en funcionamiento como sí ocurre con otros como el frigorífico o el congelador.

¿Qué aparatos sí pueden estar enchufados a la regleta?

Como ya hemos contado, hay numerosos electrodomésticos de gran tamaño y consumo que es preferible que se conecten directamente a la corriente eléctrica, es decir, a la pared. Pero, ¿qué hay de aquellos aparatos que presentan una baja potencia? Aquí es el momento de maniobrar y tener a mano una fila de enchufes con el objetivo de ahorrar espacio.

Ahora bien, los productos que más se suelen enchufar en las regletas son aquellos que, en apariencia, no son tan aparatosos y sofisticados, como bien podría ser un horno o un frigorífico. Hablamos del caso de cargadores móviles, videoconsolas, ordenadores de sobremesa, una televisión Smart TV o lámparas de noche. También encontramos otros aparatos eléctricos que tienen estar las 24 horas del día encendidos, como en el caso del router, u otros que dejamos activos a lo largo del día en épocas más frioleras, como las estufas. Lo bueno es que se pueden combinar con otros consumos eléctricos más modestos.

Sea como fuere, las autoridades de seguridad ciudadana advierten de la peligrosidad de conectar y sobrecargar enchufes en una sola regleta, pues las consecuencias pueden llegar a ser fatídicas. Por ello, se insiste en no abusar de esta práctica y utilizar siempre artículos que proporcionen un bajo consumo.

¡Sé el primero en comentar!