Capas de Photoshop: qué son y cómo empezar a usarlas

Capas de Photoshop: qué son y cómo empezar a usarlas

Érika García

Adobe Photoshop es uno de los programas de diseño más populares y utilizados del mundo. Sin embargo, a pesar de su extendido uso, este programa requiere unos conocimientos mínimos para poder utilizarlo incluso a nivel de usuario. Una de las primeras cosas que debemos tener bien claras antes de empezar a utilizar Photoshop para lo que sea es saber qué son exactamente las capas y, sobre todo, cómo podemos trabajar con ellas.

¿Qué son las capas en Photoshop?

En rasgos generales y para que se entienda con facilidad podríamos decir que las capas son las partes que componen una imagen. Cada una de estas partes son independientes unas de otras y los cambios que se apliquen solo les afectan a ellas, no al conjunto total de la imagen. Cuando superponemos varias capas, cada una de ellas editada por su cuenta, obtenemos como resultado una imagen final.

Para verlo mejor puedes imaginar que cada una de las capas de una imagen en Photoshop una hoja transparente sobre la que dibujar que se va colocando sobre otra imagen o sobre un lienzo. Es decir, que vamos a poder añadir a esa “hoja transparente” todas las modificaciones que queramos sin que el lienzo o la imagen sobre la que se encuentra sufra ninguna modificación. Podemos hacer lo que queremos sobre esta capa, que al estar encima del lienzo será la que se vea, con la seguridad de que lo que hay debajo no se modifica.

Photoshop nos permite crear todas las capas que queramos y realizar un montón de modificaciones para obtener el resultado final que queramos. Todas las opciones de capa que vamos a ver a continuación se encuentran dentro del menú desplegable de capas situado en la parte superior de la interfaz.

Funciones básicas que podemos hacer con las capas

Agregar capas

Lo primero y más básico es, cómo no, añadir una nueva capa vacía sobre la que trabajar. Para hacerlo debes acceder al menú de capas que se encuentra en la parte derecha de la interfaz en todas las versiones de la herramienta. Aquí selecciona el menú en el icono de los tres puntos horizontales y elige o pulsa el botón Crear una capa nueva con el símbolo más ubicado debajo de la ventana de capas. Si arrastras cualquier imagen desde el Explorador de archivos de Windows a Photoshop también se agregará como una capa sobre las capas ya creadas o la mesa de trabajo.

Seleccionar capas

Para poder trabajar sobre cualquier capa necesitarás seleccionarla. Para hacerlo solo tienes que hacer clic sobre ella en la ventana de capas y verás que se muestra de un color más claro. Esto significa que ya puedes editarla. Para cambiar de capa solo tienes que hacer clic en cada una de ellas.

También es posible seleccionar varias capas a la vez. Para hacerlo haz clic sobre cada una ellas mientras mantienes pulsada la tecla Control de tu teclado. Si sin muchas capas haz clic sobre la primera de ellas y después pulsa el comando Shift + clic sobre la última, de este modo se seleccionarán todas las capas intermedias sin tener que pulsar una a una.

Mover capas

Puedes mover las capas para poner unas encima o debajo de otras siempre que lo necesites. Para hacerlo tienes que pulsar sobre la capa que quieras mover y haz clic con el botón izquierdo del ratón. Ahora, sin soltar el botón arrastra la capa hasta la posición que quieres.

Buscar capas

Puedes realizar una búsqueda de una capa pulsando el icono de la lupa en el menú de capas. Los filtros disponibles para buscarlas son varios, desde el tipo, el nombre, hasta el modo, el atributo o el color, Esta opción es muy útil cuando estamos usando muchas capas.

Fusión de capas

Siguiendo la lógica, las capas superiores taparán a las capas inferiores, pero podemos cambiar esto. Para hacerlo solo tienes que aplicarle a la capa que cubre un modo de fusión pulsando sobre el botón derecho en ella. Verás cómo al pulsar en “Opciones de fusión” tiene varias opciones de ajuste. Elige la que quieras y pulsa guardar para que los cambios se apliquen. Te recomendamos que pruebes distintos modos de fusión hasta que des con el que mejor quede con tu imagen.

Bloquear la capa

Esta opción es muy importante si trabajamos con muchas capas y no queremos terminar editando por error la que no toca. Para hacerlo selecciona la capa que quieras bloquear pulsando sobre ella y a continuación pulsa sobre el icono del candado para bloquearla.

También puedes bloquear algunos aspectos concretos de la capa y no esta por completo. Para ello pulsa en el menú en la que puedes elegir qué aspectos quieres bloquear de ella, por ejemplo, su transparencia, la posición, píxeles, fondo, bordes, etc.

Enlazar capas

También es posible que varias capas queden enlazadas. Haciendo esto, si mueves o transformas una de ellas el resto de capas que estén enlazadas a esta recibirán los mismos cambios como si se los aplicases directamente a ellas.

Añadir un estilo de capa

Tenemos la opción de aplicar efectos sobre las capas para editarlas. Entre estos efectos están sombras, biseles, resplandores o trazos entre otros. Además de en el menú superior, el menú de estilos de capa se ejecuta si haces clic fuera del nombre de cada capa.

 Crear una capa de ajuste

Con esta opción podrás añadir una capa de ajuste con la que se pueden cambiar algunos parámetros de la capa sobre la que se encuentra. Entre los ajustes disponibles están brillo, contraste, saturación, luminosidad, tono, intensión y muchos más.

Añadir una máscara de capa

Con esta opción puedes añadir una máscara a la capa que quieras. Esta máscara te permite ocultar algunas de las partes de la capa al pintar sobre ella con el pincel o con el bote de pintura, por ejemplo.

Crear una capa de relleno

Por último, tenemos otra de las opciones básicas de las capas. La capa de relleno sirve para rellenar otra capa con un color uniforme, un degradado o un motivo sin modificarla.