Cómo hacer búsquedas en Google de otro país

Cómo hacer búsquedas en Google de otro país

Carlos González

El motor de búsqueda Google es el más utilizado en todo el mundo, tanto en ordenadores como en dispositivos móviles –y otras plataformas-. Y es, entre otras cosas, por la precisión en sus resultados gracias a la personalización de la experiencia. Esa personalización arranca con la región de búsqueda; es decir, con el país de Google, pero va mucho más allá. Ahora bien ¿podemos usar una versión de Google de otro país? Sí, y además es realmente sencillo modificar este comportamiento en el buscador.

Usar la versión de Google de otro país

Google sabe cuál es nuestro idioma, porque lo tenemos configurado en el ordenador y en el dispositivo móvil, y es una información que puede ‘heredar’ directamente del sistema operativo. Es el propio navegador web el que indica esta información al motor de búsqueda, así que para Google no es en absoluto complejo adaptarse a nuestro idioma y servirnos las búsquedas en el idioma que usamos de manera habitual. Ahora bien, conoce también la región desde la que usamos nuestro dispositivo, y también se adapta automáticamente a estos mismo. Pero tanto en ordenadores como en dispositivos móviles podemos cambiar el país de Google de forma manual, de la siguiente forma en cada plataforma:

En móviles y tablets Android

En dispositivos móviles Android, sean smartphones o tablets, tenemos que hacer el cambio de configuración a través de Google app. En la aplicación específica de Google debemos pulsar sobre Más, en el icono con tres puntos en orientación horizontal, y a través de aquí acceder al apartado de Configuración. Desde aquí encontraremos el acceso a la sección de Idioma y región, y dentro de la misma tendremos que cambiar Región de búsqueda.

Como es evidente, en función de la Región de búsqueda que configuremos aquí, en la aplicación de Google, así serán nuestras búsquedas. Aunque estemos utilizando Google desde España, por ejemplo, podemos cambiar la configuración en este apartado para utilizar Google Francia, por ejemplo. Y aún así, los resultados pueden seguir apareciendo en nuestro idioma en lugar de, en este caso, aparecer en francés.

En ordenador

Si el cambio de ajustes queremos hacerlo desde un ordenador, sea de sobremesa o portátil, también podemos. Pero en este caso no contamos con aplicación específica de Google, así que tendremos que acceder al menú de Configuración de búsqueda de Google desde cualquier navegador web y, desde aquí, nos desplazaremos a la parte inferior para encontrar el apartado de Configuración de la región.

Únicamente tendremos que marcar la casilla de la región que queramos y, si no aparece, pulsar sobre el botón de Mostrar más para que se despliegue el listado al completo. Una vez seleccionada la región que queramos usar para el motor de búsqueda, únicamente nos quedará pulsar sobre Guardar. El resultado será idéntico al que conseguimos en dispositivos móviles y, del mismo modo, podremos revertir el cambio siempre que queramos.

Desde el navegador en el escritorio hay otra manera de decirle a Google de qué región o en qué idioma queremos que nos muestre los resultados. De esta manera, podremos obtener resultados publicados en un determinado país o que, aunque se haya publicado en otros países, esté en el idioma que nosotros elijamos.

Para ello, lo primero que tenemos que hacer es abrir una ventana de nuestro navegador web favorito y visitar la página de Google. Una vez ahí, debemos fijarnos en la opción Configuración que se nos muestra en la parte inferior derecha de la página, junto a Privacidad y Términos. Al hacer clic sobre ella, se nos mostrará un menú con diferentes opciones entre las que encontraremos Configuración avanzada. Hacemos clic en ella y automáticamente se nos mostrará una página donde podemos limitar los resultados por idioma y región, entre otras cosas.

Por lo tanto, si queremos que los resultados de nuestras búsquedas sean publicados en un región concreta o idioma, solo tendremos que indicarlo ahí y realizar nuestra búsqueda.

Otra opción es la de hacer uso de una VPN, seleccionar el país que queramos utilizar y crear una nueva cuenta de Google en ese país para poder hacer uso de los servicios de esa región como Google Play.

¿Cómo detecta Google tu ubicación?

Con la intención de ofrecer los resultados de búsqueda más adecuados a cada persona, la compañía de Mountain View utiliza varias referencias para detectar la ubicación de forma automática. Uno de los datos clave es la dirección IP del dispositivo; otro es el Historial de Ubicaciones, en caso de que tengamos activada esta característica, y otro es la característica Mi Ubicación de la Barra de Google. Pero además de todo esto, Google puede utilizar las ubicaciones buscadas recientemente para detectar la nuestra, también de forma automática.