Samsung aspira a vender 27.000 Galaxy S4 diarios hasta final de año

Samsung aspira a vender 27.000 Galaxy S4 diarios hasta final de año

Redacción

Samsung está convencida del éxito rotundo que tendrá su nuevo buque insignia, el Galaxy S4. Previsto su lanzamiento para dentro de pocas semanas, la compañía aspira a vender 50 millones de unidades del terminal en lo que resta de año.

Es el líder del mercado de los smartphones y durante 2013 pretende consolidar esta posición. El fabricante surcoreano quiere batir sus propios registros en este mismo año superando los niveles de venta alcanzados en 2012, un año histórico en cifras de venta. Si en los últimos 12 meses se ha acercado a la barrera de los 400 millones de móviles vendidos en todo el mundo, en este año aspira a alcanzar los 500 millones.

Nuestros compañeros de Movilzona.es detallan las previsiones recogidas por Digitimes y que apuntan a esta redonda cifra. De forma más concreta, la compañía cree que podría llegar a vender nada menos que 50 millones de unidades del Samsung Galaxy S4. Se trata de una cifra realmente alta que nos daría una media superior a los 27.000 smartphones al día de este modelo en el que el fabricante tiene puestas grandes esperanzas.

Si tenemos en cuenta que el volumen de reservas del terminal ya se ha disparado un 446% respecto al modelo anterior, es más comprensible que Samsung prevea lograr esta impresionante marca. Para conseguirlo dispondrá de algo más de un año, ya que el estreno -aún no concretado- del móvil se espera para la última semana de este mes de abril.

Pero como indican estas previsiones, la gama alta de Samsung solo supondrá un reducido porcentaje en sus amplias ventas. Los 50 millones son apenas un 10% del total al que aspira la firma asiática, por lo que hay que subrayar la importancia que dan a sus equipos de gama media y a otros equipos como el Galaxy Note, cuya tercera generación se espera para finales de este año.

Así pues, optimismo máximo el que irradia una compañía que en apenas dos años ha conseguido liderar el sector de los smartphones pasando por encima de sus competidores Android. Dicha posición ha llevado incluso a su gran rival Apple a replantearse su estrategia de cara a este año, en el que por primera vez podría lanzar un smartphone de gama media para intentar plantarle cara en este mercado.