Así decide Apple cómo reparar o no tu iPhone

Escrito por Alberto García
Telefonía

Cuando decidimos reparar un dispositivo es muy difícil saber qué es lo que la compañía va a hacer con él. En el caso de un móvil, pueden repararlo gratis si está en garantía, cambiárnoslo por otro nuevo, o no hacerle nada. Ahora, te será más fácil conocer cómo decide Apple reparar tu iPhone, ya que se ha filtrado una guía de qué criterios utilizan para hacerlo.

Cómo saber si Apple va a reparar o no tu iPhone

Este archivo filtrado recientemente a través de Dropbox, bajo el nombre de “Visual/Mechanical Inspection Guide” (VMI). En esta guía de 22 páginas se cubre bajo qué condiciones un iPhone 6, 6 Plus, 6S, 6S Plus, 7 y 6 Plus puede ser admitido para reparación o reemplazo bajo garantía. Las condiciones son:

  • Reparación bajo garantía.
  • Reparación fuera de garantía (pagando el precio).
  • No apto para reparación por daño o por modificaciones no autorizadas.

screen-shot-2017-09-01-at-12942-pm

Entre los daños que Apple cubre dentro de la garantía encontramos:

  • Presencia de restos dentro de la pantalla por un mal sellado.
  • Mal alineación de la espuma de la cámara frontal.
  • Rajas finas en el cristal de la pantalla en las que no haya un punto de impacto.

Los técnicos deben intentar siempre reparar el producto en sí, y si no pueden, se deberá reemplazar la unidad por completo con la unidad apropiada para cada país y región. Entre los daños que Apple repara un dispositivo fuera de la garantía (pagando la reparación), encontramos:

  • Daño por líquidos confirmado por el usuario.
  • Presencia de corrosión o chivato LCI (liquid contact indicator) está de color rosa, lo que significa que la tinta se ha corrido al entrar agua en el móvil. Si el LCI está corrido, el operador ha de buscar otros daños en el móvil.
  • Facturas en la pantalla LCD por debajo del cristal
  • Daño en el sensor de la cámara al haber recibido luz láser.
  • Fracturas finas en la pantalla con punto de impacto y cualquier otra raja en la pantalla.
  • Conector Lightning o jack de 3,5 mm dañado.
  • Abrasión extrema, perforaciones o botones dañados o perdidos por caídas.
  • Móvil doblado
  • Pantalla salida de su marco sin que haya inflado de batería (si la batería se ha hinchado, sí se incluiría bajo garantía).
  • Daño en el altavoz o presencia de un objeto que no se puede eliminar.

screen-shot-2017-09-01-at-23348-pm

Por último, dentro de los daños bajo los que Apple no repara el móvil (ni pagando por ello), se encuentran:

  • Que el móvil no tenga el mismo código de configuración, color, tamaño o número de serie
  • Daño intencional, así como la instalación de software no autorizado.
  • Ausencia de componentes que se hayan extraído a propósito.
  • Presencia de baterías no originales.
  • Daño catastrófico, con móviles destrozados o separados en varias piezas (excepto para los clientes de AppleCare+, que sí reciben cobertura de hasta dos incidentes, pagando 29 dólares de tasa por cambio de pantalla o 99 dólares por el resto de daños).

screen-shot-2017-09-01-at-30116-pm

Entre otros daños no cubiertos por la garantía se encuentran la presencia de desgastes cosméticos, como muescas, rayas o desgaste en la pintura.

Esta guía, no obstante, no es la más utilizada por Apple para determinar la reparación de productos. Normalmente se utiliza más la que determina el coste de reemplazo de cada pieza, mientras que esta VMI se usa en casos donde es más difícil determinar qué hacer. En algunas ocasiones también es posible que, aunque el móvil no esté bajo garantía, se cambie igualmente. Por ello, cada situación es única y dependerá del móvil, la persona, y de cómo se haya despertado el técnico ese día.

Fuente > The Verge