La industria comienza a apostar por los juegos gratuitos en línea

La industria comienza a apostar por los juegos gratuitos en línea

Javier Sanz

Una de las grandes desarrolladoras del momento, Crytek ha anunciado su compromiso para con el formato free-to-play de aquí a un futuro próximo, mientras que otras como BioWare estudian la posibilidad de lanzar una versión gratuita de su Star Wars: The Old Republic. La industria del videojuego, pues, parece ir adaptándose a los tiempos.

Para muchos expertos, la industria del videojuego vivirá en estos años venideros (e incluso en el que estamos ahora) un verdadero punto de inflexión. Es en esta época cuando se está forjando el futuro de los videojuegos, en un sector que experimenta tanto lo bueno como lo malo de la situación actual: por un lado, revolución tecnológica (móviles, tabletas, etc.); por otro, la crisis económica.

Porque este sector también está sufriendo los efectos de la crisis, con el cierre de estudios o la caída en ventas de sus productos; circunstancia que aprovechan algunos sectores de la industria para achacarlo a los efectos de la piratería.

Es en esta situación de crisis actual cuando, según los expertos, el sector debe ya asentar las bases de su futuro. Y esto pasa por cambiar radicalmente las estrategias llevadas a cabo hasta ahora. Los dos puntos claves de ese futuro: el tipo de hardware y la estrategia de venta.

Si hablamos de la última de ellas, dicho futuro parece pasar por el formato free-to-play o similares. Es decir, juegos completamente gratis en los que es el jugador quien decide realizar, si así lo desea, diferentes micro-pagos para obtener algún tipo de contenido extra, etc. Un formato que se está extendiendo cada vez más, y ya son muchas las compañías que tienen puestos sus ojos en él.

Como último ejemplo, Crytek, una de las desarrolladoras de renombre en estos momentos, con el desarrollo de la tercera entrega del emblemático Crysis, y que en una reciente entrevista, su director, Cervat Yerli, ha mostrado la intención de la compañía de volcarse hacia este formato free-to-play, al que considera el futuro de la industria.

A estos comentarios ha añadido el propio Yerli un ataque directo a la actual estrategia de mercado llevado a cabo por muchas compañías, señalando los deseos de éstas de obtener el máximo beneficio posible de un solo título a costa de los usuarios, a través de DLCs, expansiones, contenidos extras, siempre, claro está, de pago.

Crytek ya ha iniciado este camino hacia los juegos gratuitos con Warface, claro ejemplo de lo que la compañía tiene pensado realizar en este campo: ofrecer juegos de gran calidad (aspecto que del que suele adolecer este tipo de formatos). Para ello cuenta con su último motor gráfico, CryEngine 3, que ya ha demostrado de lo que es capaz con la demo mostrada de Crysis 3 durante el pasado E3 2012.

Ahora es BioWare (Mass Effect) la que parece dispuesta a abrirse a este tipo de formato gratuito. Y lo podría hacer próximamente con uno de sus grande juegos en la actualidad, Star Wars: The Old Republic, el MMO inspirado en el mundo de Star Wars, que podría, pues, convertirse en un juego gratuito como principal medida para frenar la caída de suscriptores.

¿Son estos los primeros pasos hacia el futuro de los videojuegos? Eso es, pues, lo que parece: juegos que te permiten probarlos sin ningún tipo de compromiso y colaborar con ellos una vez te hayan convencido (y enganchado). El éxito de juegos como World of Warcraft, o el más reciente Warface parecen darle la razón.