Consejos para evitar problemas con nuestro smartphone y la privacidad

Consejos para evitar problemas con nuestro smartphone y la privacidad

Claudio Valero

Actualmente los smartphones se encuentran totalmente integrados en nuestra vida diaria. Los utilizamos para llamar, mantener el contacto con nuestros amigos en las redes sociales, consultar y operar con el banco, comprar entradas para eventos, realizar y compartir fotografías y  leer multitud de páginas web. Debemos ser especialmente cuidadosos para preservar nuestra vida privada y evitar problemas con nuestra privacidad.

Al estar presente en la mayoría de acciones que realizamos a diario, la cautela es fundamental para no ver nuestra privacidad comprometida. Ha habido casos muy sonados de personalidades famosas, que han visto como su vida privada aparecía publicada en Internet, principalmente debido a un descuido. Son muy conocidos los casos de las fotos de Scarlett Johansson desnuda, la publicación de un tuit en la cuenta del PSOE o el más reciente de todos, la filtración de todos los contactos  del teléfono de Pipi Estrada.

La mayoría de estos casos y de muchos más son debidos a descuidos por parte de sus usuarios, que no han sabido como tener sus datos personales a salvo. Como podemos leer en Materia, existen algunas pautas que debemos seguir para evitar al máximo comprometer nuestra privacidad. El primer consejo es no utilizar la misma contraseña en demasiados servicios, ya que en caso de pérdida, todas nuestras cuentas de usuario se verán comprometidas. En segundo lugar,  es importe realizar copias de seguridad de forma periódica, así en caso de robo o pérdida, podremos recuperar rápidamente los datos.

También es muy importe ser cauto con las conexiones inalámbricas, tanto WiFi como Bluetooh. Cuando estemos conectados a una red WiFi pública, debemos tener cuidado de no acceder a servicios como bancos o compras online. En el caso del Bluetooth, además de desactivarlo cuando no lo necesitemos, no hay que ponerle nunca un nombre que nos pueda identificar. Si nuestro terminal lo permite, se recomienda añadir un bloqueo mediante contraseña o patrón, para evitar un uso indebido en caso de robo o pérdida.

En cuanto al software de nuestro smartphone, se recomienda tener siempre instalada la última versión disponible del sistema operativo, que suele corregir fallos y agujeros de seguridad. Si podemos, es interesante tener un antivirus instalado, que nos proteja de la gran cantidad de malware presente en la red. Por último, se recomienda utilizar aplicaciones que cifren nuestros datos, tanto los almacenados como los enviados, como programas de mensajería.

Con estos consejos podemos reducir al máximo los riesgos intrínsecos en el uso de teléfonos móviles inteligentes. Aunque por encima de todas las recomendaciones está el sentido común. Nunca debemos confiar en enlaces sospechosos, ni publicar nuestra vida privada en Internet.