Amazon Pantry dice adiós en España: cierra el súper en casa

Amazon Pantry dice adiós en España: cierra el súper en casa

Alberto García

Amazon ha empezado a comunicar en el día de hoy que Amazon Pantry dirá adiós el próximo mes de junio en España. El que quería convertirse en el supermercado online para nuestros hogares no se ha adaptado bien al mercado español, y finalmente la compañía se ha obligado a cerrar el servicio.

La compañía ha enviado un email a todos sus clientes el cierre de la plataforma a partir de las 23:59 del 30 de junio de 2020. También lo han comunicado en la página web de la compañía, donde a partir del 1 de julio ya no se podrán realizar pedidos, aunque se seguirán recibiendo los realizados antes de esa fecha.

La mayoría de productos de Pantry estarán disponibles en Amazon

Como motivos para el cierre, Amazon afirma que “siempre trabajan para ofrecer la mejor experiencia posible a los clientes”. Así, lo que van a hacer es que la mayoría de productos más vendidos de Amazon Pantry directamente pasarán a estar disponibles en Amazon.es como cualquier otro producto, con envíos más rápidos y sin importe mínimo de compra como ocurría hasta ahora con Pantry.

amazon pantry cierra españa

De esta forma, ahora encontraremos en Amazon categorías de Alimentación, Bebidas, Cuidado del hogar, Cuidado y belleza, Bebés o Mascotas, aunque probablemente muchos de los productos que ahora podían comprarse en Pantry ahora vayan a dejar de estar disponibles.

Amazon no aclara si el servicio de envío de comida estará disponible sólo para clientes de Amazon Prime como ocurría con Pantry hasta ahora, pero lo más lógico es que los productos más vendidos se abran al resto de usuarios de la tienda, aunque tengan que pagar por los gastos de envío. Hasta ahora, sólo los clientes Prime podían acceder a él, con un pedido mínimo de 15 euros y unos gastos de envío de 4,99 euros por cada envío para ventas de menos de 90 euros.

También cierra en otros países europeos como Alemania, Francia o Italia

El servicio también está cerrándose en otros países de la Unión Europea como Alemania, Italia o Francia, donde sus clientes también están recibiendo correos electrónicos al respecto. El servicio lleva cerrado desde el confinamiento decretado en marzo en Estados Unidos, donde de momento no parece que hayan anunciado que van a cancelarlo, aunque sí lo mantienen cerrado para evitar un aluvión de pedidos porque todo el mundo está en casa y prefiere realizar pedidos a domicilio. Sin embargo, en toda Europa sí parece que va a desaparecer.

Este cierre es en parte positivo, ya que al final un mayor número de usuarios podrán acceder a comprar productos de supermercado en Amazon, aunque a cambio de poder dejar de adquirir otros frescos.