Cómo saber si los productos son de Amazon o de otros vendedores

Cómo saber si los productos son de Amazon o de otros vendedores

Roberto Adeva

Amazon es sin duda la plataforma a la que cada día acuden millones de personas para comprar todo tipo de productos online. Su gran catálogo de productos, el precio competitivo en la gran mayoría de productos y su rápido envío junto a la seguridad que ofrece la plataforma, son parte de su gran éxito. Sin embargo, todavía son muchos los que no se atreven a comprar en Amazon o simplemente a comprar a través de Internet, y es que si no tenemos cuidado, podemos tener una mala experiencia incluso comprando en Amazon. A continuación, vamos a mostrar las diferencias entre comprar a Amazon directamente o en algún Marketplace dentro de la propia plataforma y qué significa que un pedido esté gestionado por Amazon.

Los más expertos a la hora de realizar compras en la famosa plataforma quizás ya sepan diferenciar todos estos aspectos, ya que una vez que sabemos distinguirlos, no resulta nada complicado saber a quién estoy comprando exactamente, quién es el que gestiona el pedido y si nuestro artículo es nuevo o puede ser de segunda mano, algo que también es posible. Pero no todos sabemos que no todo lo de Amazon es vendido por Amazon. Así que vamos a explicarte las diferencias.

Antes de nada, debemos saber que uno de los protagonistas del gran éxito de Amazon es el amplio catálogo de productos que nos ofrece. En este sentido, debemos saber que todos los productos que encontramos en Amazon son en parte propiedad de Amazon, mientras que otros muchos son propiedad de vendedores externos que ofrecen sus productos a través de la famosa plataforma de venta online. Incluso tú mismo puedes ser vendedor.

Qué es un marketplace y cómo funciona

Además del negocio de la venta directa de sus productos, Amazon ofrece a cualquier empresa o autónomo la posibilidad de ofrecer sus productos en la plataforma, siendo otra vía de negocio. De esta manera, cualquier tienda o empresa puede vender sus productos en Amazon, siendo el mejor escaparate posible para su venta online, a cambio de pagar una cuota y comisiones por poder vender sus productos en la famosa plataforma. Estas ventas se realizan a través de lo que se conoce con el nombre de Marketplace.

El término Marketplace hace referencia a todos los vendedores externos a Amazon, vendedores independientes que ofrecen productos de todo tipo, nuevos, usados o reacondicionados a través de la famosa plataforma. Aparentemente no hay nada diferente entre los productos que compras en Amazon y los del marketplace. No hay una categoría especial sino que verás que es un vendedor externo cuando busques la información «vendido por…» Es importante que tengas en cuenta que los productos del marketplace no son necesariamente reacondicionados y usados, pueden ser también nuevos y simplemente es otra tienda la que los vende.

Los pasos para realizar un pedido a cualquiera de estos vendedores externos es el mismo que para realizar un pedido al propio Amazon, por lo que si no nos fijamos bien, puede que estemos comprando a un vendedor externo sin darnos cuenta. En este caso, es importante saber que el pago lo haremos a través de la propia plataforma de pago seguro de Amazon y el dinero será transferido finalmente al vendedor sin que éste pueda tener acceso a los datos de nuestra tarjeta o método de pago utilizado. En ningún caso, debemos hacer un pago directamente al vendedor aunque nos los solicite y automáticamente debemos comunicar dicha situación al servicio de atención al cliente de Amazon.

Dentro del marketplace de Amazon podemos encontrar diferentes tipos de productos y es importante que tengamos en cuenta la diferencia entre ellos por si tenemos algún problema con la garantía o a la hora de reclamar la entrega: hay productos de vendedores externos que son vendidos y enviados por este vendedor externo. O hay productos de vendedores externos que son vendidos por un vendedor externo pero enviados por Amazon. Te explicamos sus diferencias.

Productos de vendedores externos gestionados por ellos mismos

Aunque realicemos una compra en alguno de estos marketplace, se pueden dar dos casos distintos, que el producto ofrecido sea gestionado por Amazon o directamente por el propio vendedor, como hemos explicado en párrafos anteriores. En este último caso, será el propio vendedor quien se encargue de enviarnos el producto directamente y en caso de que necesitemos realizar cualquier reclamación o cambio, lo tendremos que gestionar directamente con quien nos lo ha vendido. No hay ningún paso que haga Amazon sino que ellos gestionan, venden y envían lo que hemos comprado. Si tenemos que reclamar, lo haremos a través de contactar con este vendedor para solucionar el problema.

¿No me cubre la garantía? Sí, si cubre. Lo primero que tenemos que hacer si es un vendedor externo y tenemos un problema es contactar con él a través del formulario de contacto de la página web del fabricante o de las opciones de contacto dentro de los problemas del pedido. Pero si no nos contesta, no necesariamente es una estafa y Amazon responde por él. Si por cualquier motivo dicho vendedor no nos da una solución o no llegamos a un acuerdo, entonces es cuando podemos acudir a Amazon y echar mano de la Garantía de la A a la Z. Un servicio por el que podemos solicitar un reembolso al vendedor externo a través de Amazon, que será quien se encargue de mediar por nosotros con el vendedor bien si es en otro idioma y no consigues entenderte o simplemente si no te responden.

Productos de vendedores externos gestionados por Amazon

El otro caso es que el producto del vendedor externo sea gestionado por Amazon. En esta ocasión es la famosa plataforma online la que se encargará del envío y reparto del mismo. Tú lo compras a una marca o vendedor concreto que no es Amazon pero sí es Amazon el que lo «recoge» en el punto de venta y lo lleva hasta tu casa. En este caso, los plazos de entrega suelen disminuir considerablemente, recibiéndolos como si fuera un producto propio de la plataforma y no de un vendedor externo. Estos casos suelen darse cuando Amazon tiene en sus almacenes dichos productos, llegando a un acuerdo en cuanto a precio de compra, disponibilidad y precio de venta con el vendedor correspondiente. Además, aquí también tenemos la posibilidad de contactar con Amazon desde el principio si no nos llega correctamente y generalmente es Amazon el que usa su propia empresa de transportes así que puedes gestionar el problema mucho más rápido.

Cómo saber si el producto es de Amazon o no

Como ya hemos mencionado anteriormente, el proceso no varía de comprar un producto en Amazon o en un marketplace. ¿Hay uno mejor que otro? No necesariamente y dependerá del vendedor. Habrá vendedores que gestionen todo rápidamente o que nos manden el producto en solo unas horas sin problemas, sin fallos y sin defectos. Habrá otros que puedan dar más problema o demorarse más, generalmente si esos vendedores son extranjeros. Pero no deberías tener ningún inconveniente a la hora de comprar en Amazon en ninguna de las dos vías. Pero, si quieres asegurarte antes de saber quién vende y quién manda, puedes mirarlo. Por lo tanto, si no nos fijamos, puede que no nos demos cuenta de este detalle. Sin embargo, hay una manera muy sencilla de saberlo de un simple vistazo desde la página de la ficha del producto.

Es decir, si realizamos la búsqueda de un producto y seleccionamos alguno del listado, esto nos llevará a la ficha del producto y es ahí donde podemos saber si se trata de un producto de Amazon o de un vendedor externo y si el producto es gestionado o no por el propio Amazon.

Vendido y gestionado por…

Disponible a través de estos vendedores: Si nos encontramos con este literal en la descripción del producto, está claro que dicho producto pertenece a vendedores externos.

Vendido y enviado por…

Puede que nos encontremos con este otro mensaje, acompañado al final por el nombre del vendedor, pudiendo ser Amazon o no. Puede que Amazon sea el que se encarga de la gestión del envío, etc.

Amazon

Vendido por… y gestionado por Amazon

En este caso, está claro que el producto es de un vendedor externo o Marketplace, pero el envío es gestionado por Amazon. La reclamación de la entrega se hará a través del propio Amazon y no reclamando al vendedor si no ha enviado el producto.

Amazon

Si en la parte central donde se muestra la descripción del producto, precio y disponibilidad no nos aparece esta información, entonces podemos fijarnos en el lateral derecho donde se muestran los botones de Añadir a la cesta y Comprar ya. Justo debajo de estos botones es donde podremos encontrar la información que buscamos, quién vende el producto y por quién es gestionado el envío.

Amazon

Reacondicionados y de segunda mano

Hay productos reacondicionados tanto en el Marketplace como vendidos por Amazon. En el caso de que el producto que vamos a comprar en Amazon sea de un marketplace o de un vendedor externo, nos podemos encontrar con que sea nuevo o de segunda mano. Es importante que nos fijemos mucho en esto, si está usado o no. En este último caso, además se mostrará el estado del producto, como nuevo, con la caja dañada, usado, etc. Para estos productos, también podremos ver quién es el vendedor real y si el envío y reparto está gestionado por Amazon o por el propio vendedor.

En el marketplace

En Amazon puedes ser vendedor y podrás colgar tu tienda con casi todo tipo de productos. Hay solo algunas restricciones. o puedes vender, como es lógico, productos como armas, munición, tabaco, drogas ilegales o medicamentos pero sí la mayoría de productos como libros, música, ropa, joyería…

Categorias-para-crear-una-tienda-de-vendedor-en-Amazon.jpg

Pero hay varios tipos de productos en función del estado. Los vendedores pueden tener cuatro tipos de productos en venta diferentes según el uso que se haya dado del mismo:

  • Nuevo
  • Reacondicionado certificado
  • De segunda mano
  • De coleccionista

¿Podemos elegir cualquiera de ellos al vender? No. Hay categorías o tipos de productos vendidos que solo podremos nuevos o reacondicionados. Como puedes ver en la tabla anterior, no puedes vender en Amazon determinadas cosas de segunda mano sin autorización. Puedes necesitar autorización en relojes, en joyería, en salud y cuidado personal, en ropa, en belleza o en alimentación y bebidas. Algunas categorías, además, solo permiten productos “nuevos” así que puedes reclamar si ya está usado si has comprado algo en el Marketplace. Por ejemplo, en las secciones de equipaje o de iluminación no se pueden vender reacondicionados ni tampoco en ropa o accesorios ni en productos de belleza o de alimentación y bebidas.

Vendidos por Amazon

En Amazon hay productos nuevos pero que estén vendidos por Amazon no siempre implica que sean nuevos o no tengan fallos. Existe Amazon Warehouse y Amazon Renewed. La diferencia es que unos son devueltos y con algunos fallos en el packaging y otros son productos reacondicionados como tal. Los productos de Amazon Warehouse, según el propio amazon, son “productos que han sido devueltos por los clientes, que tienen la caja abierta o que han sido ligeramente dañados durante la manipulación en el almacén, a un precio aún más bajo con los beneficios de la logística y servicio al cliente de Amazon”.

screenshot.7.jpg

En estos productos de Warehouse encontramos: nuevo, como nuevo, muy buen estado y buen estado. Todos tienen garantía y Política de devoluciones de Amazon si hay algun problema con ellos una vez que te lleguen. Suelen ser productos de electrónica, informática o videojuegos y veremos la ficha de “Warehouse” en su descripción. Por su parte, Renewed son productos reacondicionados. Lo comprueba el propio Amazon. Como ellos mismos indican, “el proceso de inspección y prueba normalmente incluye una prueba de diagnóstico completa, reemplazo de componentes defectuosos y un proceso de limpieza a fondo llevado a cabo por el proveedor cualificado o por Amazon”.

screenshot.8.jpg

¡Sé el primero en comentar!