La TDT sigue decepcionando

La TDT sigue decepcionando

Javier Sanz

La Televisión Digital Terrestre (TDT) española está muy lejos de convencer al sector audiovisual de nuestro país. Un reciente estudio muestra que este servicio no ha cumplido las expectativas que se habían generado a su alrededor y deja en una difusa posición su futuro.

Que la TDT está muy lejos de lo que a priori se esperaba de este servicio es una realidad que salta a la cara de todos los espectadores. Las críticas al servicio, a su oferta de canales tanto en abierto como en modo de pago, se han sucedido en los últimos meses y los principales actores implicados en este sector como las empresas admiten que no se han cumplido con las expectativas generadas en su día.

Nuestro portal especializado en televisión, ADSLzone.tv, se hace eco del Estudio Anual de Tendencias del Sector Audiovisual Español 2010-2011 realizado por IESE. En él los encuestados, a pesar de ver de una manera positiva la TDT a nivel global (un 60% así lo considera), creen que la plataforma de televisión está muy lejos de cumplir con lo esperado en su momento. Los encuestados -empresas del sector en su mayoría- ven muy difícil recuperar las inversiones que se han realizado en la TDT.

Esto enlaza directamente con la opinión de un gigante como Astra, que hace sólo unos meses predijo el "hundimiento de la TDT" por haber supuesto un despilfarro de 1.000 millones de euros. Desde esta plataforma se considera que esta "equivocada y costosa apuesta" por parte del Gobierno hará que este modelo acabe desapareciendo y a largo plazo se impongan otros sistemas de televisión como la retransmisión por satélite o Internet.

De vuelta al estudio de IESE, se aprecia que sólo un 16% de los encuestados cree que la TDT ha servido para potenciar la producción de nuevos contenidos para el sector. Lejos de mejorar la calidad de la programación han nacido canales cuyos únicos contenidos pasan por ser continuos anuncios de teletienda o incluso de brujería y tarot. En este contexto, algunos canales han llegado a acabar con sus emisiones por su nula rentabilidad.

El informe señala que la mitad de los encuestados aún cree que la TDT se consolidará. Algo menos de este 50% cree que el futuro no está del todo claro y parece un porcentaje demasiado a estas alturas. ¿Se acabará levantando el sector con algo más que meras fusiones entre las principales cadenas? ¿Qué futuro crees que le espera a la Televisión Digital Terrestre?