Los operadores se plantean modificar sus tarifas para seguir zancadilleando a Skype

Oídos sordos a la prohibición desde Europa al bloqueo de aplicaciones de voz IP como Skype por parte de los operadores de telefonía y banda ancha móvil. Esta es la postura de los grandes operadores, que además se plantean modificar incluso sus tarifas planas para zancadillear más si cabe la expansión de estos servicios que les perjudican económicamente.

Las nuevas tarifas serán el principal obstáculo que frenará el desarrollo de Skype entre los usuarios españoles. Este parece el plan de los operadores, según publica elEconomista.es, temerosos de la expansión de un servicio que permite realizar llamadas de forma gratuita entre su comunidad de usuarios, lo que supone un gran rival a los servicios de voz tradicionales, que continúan siendo la gran fuente de ingresos de las compañías.

Tan sólo 20.000 usuarios españoles utilizan Skype en sus terminales móviles, una cantidad muy reducida en comparación tanto con otros países como con el número de usuarios que el servicio tiene en servicios fijos. No obstante, dada la cerrada postura de los operadores, en poco podría verse aumentado este número, a pesar de la expansión del servicio gracias a su compra por parte de Microsoft y la apuesta de la compañía norteamericana por meterse de lleno en la telefonía móvil como corrobora su acuerdo con Nokia.

Según una fuente de los operadores citada por el diario, "si la cosa se complica, acabaremos creando tarifas que incluyan todo en el mismo paquete: por el mismo precio ofreceremos los datos y todas las llamadas, sean como sean". El objetivo de los operadores podría ser "contrarrestar la pérdida de negocio provocada por la voz IP" dejando "la puerta abierta para retocar sus actuales tarifas".

De este modo, sólo los clientes "premium" serán los que puedan acceder a los servicios de voz IP y pagarán más por su tarifa de datos. En la actualidad los grandes operadores no bloquean Skype en sus tarifas más caras aunque no informan detalladamente del permiso de utilizar un servicio directamente bloqueado en otras tarifas a pesar de la advertencia lanzada desde la Comisión Europea, que considera ilegales estas prácticas.

"El usuario que quiera utilizar Skype puede hacerlo, otra cosa muy distinta es que nosotros les animemos a hacerlo", reconocen desde los operadores. Habrá que ver cómo responden a las exigencias comunitarias en los próximos meses y si siguen la línea mostrada hasta ahora, algo que parece lo más probable a diferencia de la estrategia seguida desde Operadores Móviles Virtuales (OMV) como MASmovil o Pepephone.