Apple dejará de aceptar apps incompatibles con el iPhone X este verano

Telefonía

La compañía de Cupertino tiene en septiembre de 2018 una nueva cita para la presentación de los nuevos iPhone, si no fallan a su calendario habitual. Y de estos iPhone de 2018, las filtraciones y los rumores ya han revelado que adoptarán el estilo del iPhone X. Todo apunta a que serán tres modelos; dos con pantalla OLED y uno de ellos con panel LCD, o MLCD+ de LG Display. En cualquier caso, todos con formato ‘todo pantalla’, de ahí que Apple haya presionado a los desarrolladores y les haya anunciado que dejará de aceptar apps incompatibles con el iPhone X.

Recientemente la firma de Cupertino se deshizo de los 32 bits para apostar al 100% por las aplicaciones 64 bits. Este paso se dio después que, desde el iPhone 5s, todos sus terminales hayan adoptado esta arquitectura. El iPhone 6 fue otro salto para Apple, porque se modificó por completo la resolución de pantalla al dar el salto desde las 4 pulgadas hasta las 4,7 y las 5,5 pulgadas del iPhone 6 Plus. Ahora, con los nuevos iPhone de 2018, de nuevo se va a modificar el display adoptando los 18:9 para todos su modelos. Así que es el momento de que los desarrolladores adapten sus apps, y todo el nuevo software llegue ya preparado para los nuevos modelos.

Apple informa a los desarrolladores: desde julio, todas las nuevas apps adaptadas a la pantalla Super Retina del iPhone X

Así que la firma de Cupertino ha informado a los desarrolladores de las ventajas que ofrece iOS 11. Señala que ahora las apps pueden ofrecer experiencias más inteligentes gracias a las nuevas API de cámara, más posibilidades del SiriKit, Core ML, ARKit y la integración de Apple Music. Y que se han añadido posibilidades como el nuevo arrastrar y soltar del iPad, todo ello introducido el pasado mes de septiembre con iOS 11. Con esta premisa, desde julio de 2018, informa la compañía de Cupertino, todas las actualizaciones de aplicaciones iOS enviadas a la App Store deberán estar compiladas con el SDK de iOS 11. Y además, soportar la pantalla Super Retina del iPhone X.

Este anuncio por parte de Apple, y la medida en sí, no hace sino reforzar las filtraciones en torno a estos tres modelos, como iPhone de 2018, con un formato de diseño parecido al del iPhone X. Apple está buscando que, de lanzamiento, la experiencia de uso sea óptima. Y para ello, evidentemente, es fundamental que todas las apps se adapten al iPhone X.

Escrito por Carlos González

Fuente > Ars Technica