La extrema dependencia de los cables submarinos deja a un país entero sin Internet durante 2 días

Fibra Óptica

Los cables submarinos pueblan los fondos marinos y conectan a los países entre sí a la gran red llamada Internet. En los últimos tiempos se han instalado nuevos cables para dar cabida a la importante demanda de datos, lo que pone de manifiesto la dependencia que tenemos de este sistema. Además, algunos países están conectados a Internet únicamente por un cable, lo que hace que cualquier fallo o sabotaje sea un problema nacional. Por eso, vamos a ver un caso de extrema dependencia de los cables submarinos que ha dejado a un país entero sin Internet durante 2 días.

Durante mucho tiempo, los países han temido la posibilidad de sufrir ataques contra una de sus infraestructuras básicas como son los cables submarinos. Por eso, las mayores potencias del mundo no dependen únicamente de un cable para conectarse a Internet y cuentan con decenas de ellos repartidos por toda su geografía. En el caso de España, tenemos la reciente instalación del cable Marea de Microsoft, Facebook y Telefónica (a través de Telxius) entre la costa de Vizcaya y Virginia Beach.

Mauritania se queda 2 días sin Internet al depender de un único cable submarino

Pero eso no es lo que ocurre en otros países del llamado tercer mundo. En el caso de Mauritania, cuenta únicamente con un cable submarino que conecta el país al resto del mundo y a Internet. A principios de este mes, un problema con el cable dejó a sus habitantes durante 2 días enteros sin poder navegar por Internet.

mauritania cables submarinos

Este país africano depende del cable African Coast to Europe (ACE) de 17.000 kilómetros al que se conectan muchos otros estados de ese continente. El problema es que este cable, que rodea toda la costa oeste, tiene una única conexión a cada uno de los países. Es decir, un problema en ese cable de interconexión y todo el país quedará automáticamente desconectado de Internet.

Por el momento, se desconocen los motivos para la desconexión del cable y no se descarta ningún escenario en estos momentos. Además, en los últimos 5 años no se ha producido problemas significativos con el funcionamiento de este cable. Esto hace que la teoría del sabotaje gane enteros, pero no se ha confirmado nada.

Esto muestra nuestra extrema dependencia de los cables submarinos. El 97% de los datos mundiales son trasportados por estos cables. Además, vemos también la brecha entre países entre los que están súper-conectados y los que tienen un único cable que les conecta al mundo (y al progreso).

Escrito por Claudio Valero

Fuente > businessinsider