La UE acusa a Google de abuso de posición dominante e investigará Android

Telefonía

Nueva ofensiva de la Unión Europea contra Google por prácticas monopolísticas. La compañía norteamericana ha sido acusada oficialmente de abusos en el mercado  de búsquedas de Internet a la que se añade otra investigación abierta por la posición dominante de Android en el mercado y las prácticas anticompetitivas que habría llevado a cabo.

Si ayer comentábamos que Europa quería empezar a cortar las alas a las compañías extranjeras en beneficio de empresas europeas, hoy conocemos como la Comisión Europea ha iniciado de manera oficial un expediente contra Google por prácticas monopolísticas con su buscador y su sistema operativo móvil.

Las principales acusaciones se lanzan en cuanto a que Google habría dado ventaja a sus propios servicios online como los comparadores de compra de productos frente a otras opciones de la competencia. Esta circunstancia ha sido calificada desde Bruselas como injusta y ahora la compañía de Mountain View podría enfrentarse a una elevada multa.

Destacado: Europa quiere regular Internet para plantar cara a Google, Facebook y demás

Google está acusada de perjudicar a otros productos competidores en el sector de búsquedas online donde domina claramente con alrededor de un 90% de cuota de mercado en el Viejo Continente. Además de ir contra el servicio de comparadores de compra, la comisaria europea de Competencia, Margrethe Vestager ha informado que siguen investigando otras posibles prácticas irregulares que habría llevado a cabo Google en los mercados europeos del sector tecnológico, como el uso de contenidos de terceros sin autorización y las restricciones a anunciantes.

google-letrero-edificio

El importe de la sanción podría irse al 10% de la facturación de Google, lo que pondría el listón en 6.200 millones de euros según los resultados financieros anunciados por la compañía, pero no se descarta que el montante final se quede en una cifra considerablemente menor dado el elevado importe de esta sanción. Este expediente es fruto de un proceso de investigación que Europa inició contra Google allá por 2010 tras la denuncia de varios de los principales buscadores de la competencia y que ha tenido cómo desenlace esta acusación oficial que los organismos europeos han anunciado en el día de hoy.

Android también está en el punto de mira

Se está analizando a su vez la posición de Android en el mercado de SO móviles para comprobar si Google ha vulnerado las reglas del mercado comunitario al impedir el acceso a otros sistemas operativos de la competencia que podrían rivalizar con ella. La posible existencia de acuerdos entre fabricantes de dispositivos móviles y la propia Google va a ser investigado en profundidad y podría dar lugar a un nuevo expediente sancionador contra la compañía de Mountain View.

Escrito por David Valero

Fuente > Expansion