El precio de la fama: Así se compran seguidores en Instagram

Instagram es una de las redes sociales de moda y, para muchos, su forma de trabajo o de ganarse la vida. Gracias a tener miles o millones de seguidores en Instagram podemos conseguir acuerdos con marcas, regalos, publicidad. Pero, ¿Cómo conseguirlos? Si has pensado en comprar seguidores en Instagram, esto te interesa.

Comprar seguidores en Instagram ha sido una práctica habitual durante años por muchos usuarios de la red social que buscan engordar su cuenta y conseguir así una mejor visibilidad o repercusión con posibles clientes o anunciantes. Es fácil y te explicamos cómo hacerlo, pero también qué riesgos tiene y si de verdad es recomendable gastar tu dinero en estos nuevos seguidores. Nos adelantamos a todo lo que vas a leer a continuación y te aclaramos desde el principio que comprar seguidores en Instagram es una práctica poco recomendable y que puede acabar con el cierre de tu cuenta, con pérdida de credibilidad, etc.

Condiciones de uso de Instagram

Antes de tener en cuenta si quieres comprar seguidores en Instagram o no merece la pena, conviene que sepamos qué dicen las condiciones de la red social. En las normas comunitarias de Instagram, desde el apartado de “Descripción detallada”, encontramos lo siguiente:

“Con el fin de ayudarnos a erradicar el spam, no hagas que tus Me gusta, tus seguidores o tu contenido compartido aumenten de manera artificial, tampoco publiques comentarios o contenido repetitivos ni contactes de forma reiterada con personas con fines comerciales sin su consentimiento. No ofrezcas ni regales dinero a cambio de Me gusta, seguidores, comentarios ni ningún otro tipo de interacción. No publiques contenido que incluya, promocione, fomente, facilite o admita la oferta, la solicitud ni el intercambio de opiniones o calificaciones de usuarios falsas y engañosas.”

Teniendo en cuenta que en las normas comunitarias encontramos eso, en las Condiciones de uso de Instagram encontramos lo siguiente:

“Podemos eliminar cualquier contenido o información que compartas en el Servicio si consideramos que infringe estas Condiciones de uso o nuestras políticas (incluidas nuestras Normas comunitarias de Instagram), o si la ley así lo exige”.

Es decir, según tanto un documento como otro estarías incumpliendo las normas y podría ser eliminado el contenido, pero también tu cuenta en Instagram de forma definitiva. ¿Nos merece la pena arriesgarnos y elegir esta opción o camino rápido? Probablemente no porque puede que Instagram cierre nuestro perfil de forma definitiva y no podamos volver a usarlo más. Pero si estás dispuesto a hacerlo, sigue leyendo y te explicamos más sobre esta práctica.

Cómo comprar seguidores

Comprar seguidores era mucho más sencillo hace años. Bastaba con ir a una página web, elegir cuántos seguidores queremos, rellenar con nuestros datos y pagar. Automáticamente miles o millones de followers se sumaban a nuestra estadística y no teníamos que hacer nada más salvo «disfrutar» de ser supuestamente populares. Pero ahora no es tan sencillo y comprar seguidores ya no es tan fácil como siempre porque la app quiere evitar cuentas falsas o perfiles con un montón de seguidores que no son reales, que son comprados o son bots. Ahora la labor se ha complicado ya que Instagram cuenta con medidas drásticas para evitarlo. Es decir, no es más difícil comprar seguidores sino evitar que Instagram nos banee de forma automática cuando detecte que los hemos comprado y que estamos haciendo trampas.

Instagram bloquea continuamente aplicaciones de terceros que utilizan bots o aumentan tus likes y seguidores como era el caso de Meteor+, una app donde tú empezabas a seguir a una serie de personas o usuarios de la misma y, a cambio, ellos te empezaban a seguir a ti. Ahora las medidas se han endurecido pero que sea más difícil no significa que no sea posible. Hay webs y hay apps que lo permiten.

¿Cómo? Hay varias opciones. Generalmente encontramos dos formas de comprar seguidores en Instagram o dos métodos: de una única vez o mediante una especie de sistema por goteo que nos va añadiendo seguidores cada cierto tiempo. Un cambio brusco de seguidores de un día para otro si vas a dedicarte a esto puede ser realmente sospechoso para una marca o cualquier persona que te siga así que, por lo general, lo más recomendable es apostar por la segunda opción que permite que vayas creciendo poco a poco, día tras día, con seguidores nuevos.

Haz tu perfil público

Lo primero que tienes que hacer para empezar a comprar seguidores es hacer tu perfil público, ya que esto te hará más fácil las cosas. Puede que lo tengas privado sin darte cuenta o porque inicialmente lo tenías así, así que te comentamos cómo debes cambiarlo. Tendrás que ir a tu perfil, que encontrarás en el icono de la parte inferior derecha de la página. Una vez allí presionas sobre las 3 rayas que hay en la parte superior derecha y das a Configuración.

Lo siguiente que tienes que hacer es dar a Privacidad y te aparecerá una nueva pantalla en que pone Cuenta Privada. Si se encuentra marcada en azul dale a la barrita y se desmarcará. Te avisan de que cualquier persona puede ver tus fotos y vídeos y que no va a cambiar quién puede etiquetarte, enviarte un mensaje o mencionarte. Se aprobarán, y esto es lo que te interesa también, todas las solicitudes para seguirte a menos que decidas eliminarlas. Te indicará cuántas hay. Si le das a cambiar a cuenta pública y lo confirmas ya podrás continuar el proceso.

cambiar a cuenta publica instagram

Páginas webs para comprar seguidores

Hay muchas webs con las que podemos comprar seguidores. Una de las primeras que nos sale en Google es Comprar-seguidores.info y su funcionamiento es muy sencillo. Simplemente debes utilizar el desplegable de la página para elegir cuántos seguidores quieres comprar, desde 100 hasta 5.000 seguidores. El precio por 100 seguidores es 2,65 euros, por 1.000 seguidores de 12,95 euros y por 5.000 seguidores es de 60,95 euros.

Simplemente eliges el que quieras y rellenas el recuadro con tu nombre de Instagram. Una vez lo tengas, tocas en “Comprar” para añadir al carrito y poder hacer el pago correspondiente a tus seguidores nuevos. Según la página web, “Una vez que hagas tu elección, pasaras automáticamente a la etapa de pago. Y después de la validación del pedido, tendrás que esperar para recibir tus seguidores Instagram (Debido a los últimos cambios y actualizaciones de Instagram, no hay tiempo exacto de entrega, sino que estamos haciendo todo lo posible para que se complete cuanto antes estos pedidos.)”

Comprar seguidores

Encontramos aquí el primer riesgo… “no hay tiempo exacto de entrega” por lo que no sabemos cuándo llegará o si llegará, pero ya hemos pagado la cantidad correspondiente. Solo tenemos que tener paciencia y esperar que lleguen. En su página web indican que tienen más de 200 millones de seguidores y likes mandados a usuarios de todo el mundo, por lo que si te decides por el proceso lo estarías haciendo con una página que funciona.

Likes, visualizaciones, comentarios…

Otra página web que nos permite la compra de seguidores es Tienda Nacvi. Aquí podemos comprar seguidores para Instagram, likes, comentarios, visualizaciones a vídeos o incluso visitas a historias que posteriormente podrás “vender” a las marcas para demostrar que eres popular y que pueden apostar por ti. El funcionamiento es muy sencillo una vez que estemos en la web. Solo debemos ir a la parte superior, tocar en “Instagram” y en el desplegable elegir “Seguidores” Hay un total de siete packs de seguidores que puedes comprar desde 500 a 50.000, desde 5,51 euros para el pack más básico hasta 269,5 euros para el más caro. Con soporte español, cuentas reales, “entrega rápida”, máxima calidad y garantía asegurada.

Una vez que eliges el pack que quieres tienes que rellenar tu usuario de Instagram y tu correo electrónico para continuar al pago. Según la página web, la velocidad suele ser aproximadamente de 2.000 seguidores al día, aunque dependerá de los que compres.

Comprar seguidores de Instagram

Si te fijas, hay muchas páginas en las que puedes comprar seguidores e interacciones en Instagram. Otra de ellas es Viralizate. Su propio nombre ya dice mucho. Irás a la sección de Instagram de arriba de todo y seleccionarás entre seguidores, likes y comentarios. La primera opción son los seguidores. Indican que estos son reales. Ve a cantidad de seguidores y elige una opción de 500 a 20.000. Indica tu cuenta de Instagram y hazla pública. Da a añadir al carrito y finaliza la compra. El precio dependerá del número de seguidores. Puedes hacer esto mismo con interacciones, además de con Facebook y TikTok.

¿Es recomendable comprar seguidores?

No. Tiene muchos riesgos y tiene muchos inconvenientes. En el peor de los casos pueden robarte la cuenta en alguna de las webs en la que vayas a comprarlos, además de robar el dinero que has invertido en comprarlos. También en el peor de los casos puede Instagram cerrarte la cuenta, haciendo que el dinero que hayas invertido no sirva para nada y pierdas el esfuerzo de la propia cuenta en sí.

Puede que alguna vez te lo hayas planteado para tu perfil personal si quieres impulsarte y darte a conocer entre más personas, pero en la mayoría de los casos no es recomendable. ¿Para qué? Si quieres convertirte en influencer puede que consigas hacer creer a unas pocas personas que tienes muchos seguidores y por eso deben seguirte… pero a largo plazo no te resultará útil ya que no conseguirás ningún tipo de feedback de estas “personas falsas”.

Tener muchos seguidores no nos convierte automáticamente en un éxito en Instagram. Imagina, por ejemplo, que buscas ser youtuber. Si son seguidores falsos no se traducirán en visitas a tu vídeo de YouTube por lo que acabará siendo inútil tu compra. Si tienes una tienda tampoco se traducirán en ventas así que no te habrá servido para nada. Los followers comprados no te ayudaran a crear una comunidad, no consigues que se involucren… Además, tardarás una mala imagen mostrando que tienes miles y miles de seguidores, pero apenas dos, tres o cuatro likes en cada foto y casi ningún comentario en las publicaciones. Conseguirás un efecto contrario al que buscabas y conseguirás bajar el engadgedment general de tu perfil ya que habrá muy pocas personas reaccionando a tus contenidos si tenemos en cuenta el gran volumen de personas que te siguen.

Incluso comprar mensajes o interacciones en nuestro contenido es algo que tampoco tiene mucho sentido. Si tú por ejemplo tienes 10.000 o 15.000 seguidores deberías de tener un promedio de interacciones muy alto, mucho más que si tienes la mitad de seguidores. Si, está claro que puedes adquirir seguidores para que este promedio sea más cercano a algo real, pero el desembolso que deberás hacer será muy alto y en ninguno de los casos compensará los beneficios que puedes obtener con ello. Piensa, además, que al comprar interacciones lo estás haciendo para un contenido en concreto, no para todo el que tu tengas. Esto se traduce en que tendrás que hacer un mayor número de compras, algo que obviamente hace del proceso algo más peligroso. Cada compra hará que tus datos estén en riesgo de ser robados, además de que como has visto anteriormente, es algo que va en contra de las políticas de Instagram y que podría hacer que tu cuenta «muriera» de la noche a la mañana sin posibilidad de revisión alguna.

Como podemos ver en un experimento de la plataforma social Hootsuite, no solo no conseguirás una buena imagen, sino que además verás que apareces, en las herramientas de análisis, como una cuenta mal valorada. Si lo que pretendes es recibir regalos o viajes gratis, tener seguidores falsos no suele funcionar en la mayoría de los casos y no solo será una mala idea hacerlo, sino que además te alejará de tu objetivo ya que tendrás que «limpiar» esos seguidores.

Puede ser que algunos usuarios vean que tienes seguidores y se motiven a seguirte, pero lo que has comprado no te valdrá más que para eso, para dar un pequeño empujoncito a los que no te seguirían si tuvieras 1 o 10 seguidores. Sin embargo, para ello lo más recomendable, si decides hacer una compra, es que sea de una cantidad reducida solo para empezar. Tampoco es la mejor opción, pero si crees que puede ayudarte hazlo con moderación.

¿Qué alternativas hay?

La opción más recomendable si finalmente decides que comprar seguidores en Instagram no es buena idea es apostar por un crecimiento paulatino en la red social. ¿Y cómo? Con contenido de calidad, con paciencia, con feedback. Consigue hacer un contenido de calidad que resulte atractivo y útil, que sirva para algo, que llame la atención. Esfuérzate en contenido y en continente cuida los pies de fotos y no solo las imágenes, crea conversación con las personas que te siguen, cuida a tu público, etc. Sobre todo, en este caso no nos queda más que tener paciencia y esperar.

Si piensas que esto es demasiado esfuerzo para ti, que quieres dedicarte a otras tareas más relacionadas con lo que haces, o no cuentas con tiempo, lo que puedes hacer es comprar contenidos de calidad relacionados con tu sector. Puedes acudir a profesionales, servicios de compra de contenido, agencias de marketing que pueden ayudarte a obtenerlo o contratar a alguien para que lo haga por ti. Pero siempre valorando no la cantidad del contenido, sino que esta sea de calidad.

Reels de Instagram

Otra alternativa para crecer en Instagram de forma real y lícita es apostar por los anuncios que permite la app. Puedes crear tus anuncios para mejorar tu visibilidad y aumentar el público potencial al que vas a llegar. Los anuncios te ayudarán a crecer siempre y cuando tengas una cuenta de marca y quieras usarla para ello. Es otra forma indirecta de comprar seguidores, pero hacerlo con seguidores reales porque estos sí se interesarán por lo que les ofreces. También puedes anunciarte en programas de afiliados, Google Adwords, etc.

¿Qué pasa si me arrepiento?

¿Qué ocurre si te arrepientes de haber comprado seguidores y ya los tienes en tu perfil? Empeoran la imagen que das en la red social y además no ha servido para nada. En ese caso, podemos eliminarlos. Dependerá de la compra que hayas hecho y lo más habitual es que tengas que esperar que el paquete entero te haya subido a tu perfil. Una vez que todos te sigan, hace falta paciencia, pero podemos eliminarlos. Es fácil y «lícito», no es ninguna trampa más. Para ello, tenemos que poner nuestra cuenta como privada:

  • Toca sobre tu foto
  • Ve a las tres líneas de la esquina superior derecha de la pantalla
  • Toca para abrir el menú
  • Ve a Configuración
  • Elige la opción de «Privacidad»
  • En Privacidad de la cuenta, activa el botón

Habrás marcado tu cuenta como privada en ese momento y nadie puede seguirte sin petición de amistad, pero tampoco nadie puede ver tu contenido si no le aceptas. Lo que tenemos que hacer en ese momento es volver a nuestro perfil y tocar sobre el número de seguidores que tenemos. Verás que hay un botón de «Eliminar» justo al lado de cada nombre. Ve pulsando sobre todos los que quieres eliminar para que dejen de seguirte. Es un proceso lento, pero acabarás con los seguidores comprados de Instagram y te quedarás con los «reales». Eso sí, es aconsejable que lo hagas en varios días o en varias semanas y no en una única vez ya que no solo es costoso, sino que puede tener riesgos para la cuenta e Instagram podría banearte por actividad sospechosa de seguidores y unfollows.

Una vez que hayas acabado tu limpieza de seguidores nuevos de Instagram solo tendrás que volver a poner la cuenta pública y empezar a crear contenido real y de calidad para tener seguidores que tengan un crecimiento orgánico. Sigue los consejos anteriores, cuida el contenido y cuida a tus nuevos seguidores para ir creciendo poco a poco sin que Instagram te penalice y sin que tampoco lo hagan las marcas.

1 Comentario