¿Por qué no me funciona Tinder?

Software

El escándalo de Camrbridge Analytica ha despertado la preocupación en torno a Facebook, tanto dentro como fuera de la compañía y su red social. Y ya se han comenzado a tomar las primeras medidas para evitar que, como hizo Cambridge Analytica con el robo de datos de 87 millones de personas, se extraiga información. Estas primeras medidas han afectado a Tinder, una aplicación basada en citas, que era completamente dependiente de la red social por la vinculación de perfiles.

Los que han ido a abrir Tinder se han encontrado con un mensaje de error, en el cual se alertaba al usuario de que se ‘requieren permisos adicionales de Facebook’ para la creación de una cuenta de Tinder. Efectivamente, como comentábamos, existía una vinculación completa entre el perfil de Tinder y el de la red social Facebook. Y en torno a esto, la red social de contactos y citas se ha estado apoyando en que es para crear perfiles más completos, así como verificar la autenticidad de los mismos. Sin embargo, esta vinculación es la que ha provocado que Tinder no funcione como es debido durante el día de hoy.

Sin acceso a Tinder: la vinculación con Facebook deja a la app de citas fuera de juego

Facebook y Tinder ya se han puesto manos a la obra para solucionar el problema derivado de las restricciones a nivel de API. Estas restricciones se han aplicado para que un desarrollador tercero no tenga acceso a información sobre los usuarios de la compañía de Mark Zuckerberg. Es decir, para evitar que pueda volver a ocurrir exactamente lo mismo que sucedió con Cambridge Analytica. Pero en el caso de Tinder, la vinculación con Facebook era, al menos hasta ahora, un requisito imprescindible para poder contar con un perfil de usuario. Según informan, este ‘problema técnico’ se ha abordado ya.

Se desconoce en estos momentos cuánto tardarán en solucionar el problema. Lo más probable es que simplifiquen la solicitud de información en la vinculación al perfil de Facebook. En cualquier caso, la clave en este problema está en garantizar la seguridad en Tinder, y al mismo tiempo respetar al máximo la privacidad de los usuarios registrados en Facebook. La red social de Mark Zuckerberg no quiere conceder más acceso del estrictamente necesario.

Escrito por Carlos González

Fuente > ADSLZone