Tarifas más baratas y con más megas, este es el ejemplo a seguir

Tarifas más baratas y con más megas, este es el ejemplo a seguir

Carlos González

Tuvimos en el mercado de las telecomunicaciones en España una de las mejores tarifas de la historia hasta este mes de septiembre. La vuelta al cole se ha llevado por delante unas condiciones de contratación en absoluto criticables, 20 GB para navegación móvil con llamadas ilimitadas por 29 euros. Era la Sinfín de Yoigo, que ha vuelto con un único cambio, ahora ofrece 8 GB. Lo que los usuarios demandan son tarifas con más megas y más económicas, y el ejemplo a seguir es el de Free.

El operador de telecomunicaciones Yoigo cuenta con infraestructura propia, lo que se traduce en el poder de decisión en la configuración de precios y posibilidades de las tarifas móviles. Ahora bien, la de TeliaSonera depende de Movistar por la compartición de redes, un elemento clave en su situación que, no lo olvidemos, fue defendido por el operador en el 28 Encuentro de Telecomunicaciones y Economía, hace ya un año. La operadora recordaba que para abaratar costes, hay que compartir red, y eso es precisamente lo que han hecho ellos con Movistar, o Telefónica con ellos.

4g-xg-pon

Se pueden bajar precios, pero habrá que esperar

Los operadores de telecomunicaciones con red propia, y aquí hablamos de Movistar, Vodafone, Orange y Yoigo, están subiendo los precios. A cambio de más megas, sí, pero los precios están subiendo incluso en el establecimiento de llamada. Y eso está justificado con la potente inversión en infraestructura, un paso inevitable y necesario ahora mismo para cumplir objetivos como ofrecer un 100% de cobertura 4G LTE en 2020. Por lo tanto, hasta que no se alcancen estos niveles de cobertura se seguirá invirtiendo en infraestructura 4G, y según estos cambios en el mercado hay algo que es evidente: estamos pagando estas redes con precios más altos. Si lo que estamos esperando es que bajen los precios de las tarifas móviles, probablemente tendremos que esperar a 2020.

Yoigo quiere bajar precios, pero no puede

Ha sido un paso hacia atrás el de Yoigo con su renovación de condiciones de la tarifa Sinfín. Siguen ofreciendo una tarifa móvil muy competitiva, pero muy inferior en características con respecto a los 20 GB anteriores. Ya hemos repasado por qué Yoigo ha bajado de 20 GB a 8 GB, pero es un problema que afecta también a los operadores móviles virtuales. Los OMV se pueden apretar el cinturón favoreciendo a los consumidores con precios más bajos, y en realidad lo hacen, pero siguen teniendo dependencias con Movistar, Orange y Vodafone. Yoigo tiene su propia infraestructura, sí, pero también depende de Movistar.

apertura-4g-lte-españa-22

Los precios están subiendo por la mejora de infraestructuras

Desde los tres operadores más potentes lo han dejado ya claro en varias conversaciones públicas, es necesario subir ligeramente los precios para mantener en España el ritmo de desarrollo e innovación en el mercado de las telecomunicaciones. Tenemos una fecha, al menos por parte de Movistar, para dar por zanjada la inversión en 4G LTE: 2020.

Teniendo en cuenta las ataduras que ligan a los operadores móviles virtuales con las tres cabezas motoras de las telecomunicaciones, tenemos un gran nivel de competencia en el sector en nuestro país, pero en cierto modo están todos ellos limitados a los movimientos de los más grandes. Precisamente por eso, hace algunos días se planteaba que una red neutra podría ser la solución para las telecomunicaciones, tanto para la banda ancha móvil como fija.

Este es el ejemplo a seguir: más megas y más barato

Free, operador de telecomunicaciones en Francia, está actualmente ofreciendo 50 GB con llamadas y SMS ilimitados por 20 euros al mes, o bien 16 euros al mes para modalidad convergente. Sin duda, un precio mucho más atractivo que los de España, y que nos enseña precisamente eso mismo que ofrecía Yoigo, un amplio bono para navegación Internet a un precio ajustado.