Movistar desplegará antes fibra en Chile que en España

Movistar desplegará antes fibra en Chile que en España

Redacción

Arranca el despliegue masivo de fibra óptica de Movistar… en Chile. El operador español ha empezado con la primera fase de implantación de nueva infraestructura en territorio chileno que pretende levantar una red que cubra el 80% de los hogares del país suramericano en los próximos años.

Con una inversión de 2.500 millones de dólares (1.940 millones de euros) en los próximos cuatro años, la compañía presidida por César Alierta ha iniciado el despliegue de su red que en la primera fase cubrirá más de 50.000 hogares. Según el propio Alierta, "con esta inversión, Chile estará a la vanguardia tecnologica y a la par de países como Corea del Sur y Australia, que ya cuentan con una red de fibra óptica de alta velocidad de forma masiva".

La nueva red nacional en territorio chileno llegará a más de 700.000 hogares según ha publicado TransMedia.cl. El plan ya ha sido aplaudido por las instituciones gubernamentales, que lo consideran la "herramienta que dinamice la educación, que facilite las prestaciones de salud, que especialice los procesos productivos, que genere bienestar social". Este despliegue llevará a Chile la alta velocidad de conexión a Internet, posibilitando conexiones de 100 Mbps, que triplican a las más veloces que existen hoy en día y abriendo un nuevo campo de posibilidades entre usuarios y empresas.

No es la primera vez que Movistar mejora sus conexiones en territorio suramericano antes que en España. En enero de 2009 ya lanzó su oferta Trío Futura con fibra óptica en Brasil a mayor velocidad que en nuestro país (30 Mbps y 5 Mbps de subida en el país brasileño mientras en España la velocidad era de 30 Mbps con 1 Mbps de subida).

Lento despliegue de fibra en España

Mientras, en España, Movistar sigue con su lento paso en el cableado del territorio para hacer llegar a los usuarios españoles las bondades de la fibra óptica. En la actualidad la cobertura alcanza a 250.000 hogares, y aunque ha mejorado respecto a los escasos 10.000 que accedían a Internet con conexiones de fibra en 2009, todavía tiene un largo camino por delante.

El ex monopolio anunció recientemente que para el año 2015 estará en condiciones de ofrecer conexiones de 1 Gbps, multiplicando su actual oferta de 50 Mbps y 100 Mbps que ofrece a los citados 250.000 hogares. Sin embargo, las promesas del operador siempre son vistas con recelo dado que suelen prolongarse más de lo anunciado por el operador. Así lo ratifica la propia Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones, que lejos de las previsiones de Telefónica sitúa en el año 2023 un 45% de los hogares españoles navegando a alta velocidad.