El Moto G, al rescate de las pobres ventas logradas por el Moto X de Motorola

El Moto G, al rescate de las pobres ventas logradas por el Moto X de Motorola

Redacción

Estaba llamado a ser uno de los móviles más destacados del año pero ha acabado tornándose en una gran decepción. El Moto X de Motorola no ha cumplido con las expectativas y la compañía intentará resarcirse con el Moto G, el equipo de gama media a un precio más económico que presentará de forma inminente.

Nuestro portal especializado en telefonía móvil, Movilzona.es, se hace eco de los malos resultados cosechados por el Motorola Moto X en sus primeros meses en el mercado. Según Strategy Analytics en información recogida por Wall Street Journal, la compañía estadounidense solo vendió 500.000 unidades de su último smartphone en el tercer trimestre del año.

El móvil que salió a la venta en agosto con el mercado norteamericano como gran objetivo se ha tornado en un auténtico fiasco a pesar de su atractiva propuesta. La firma comprada dos años atrás por Google apostó por un equipo personalizable en su aspecto externo con múltiples diseños, pero esto no ha convencido a los usuarios, que han optado por otros equipos en muchos casos más económicos y con mejores prestaciones.

La intención de Motorola era hacer llegar el teléfono a través de los operadores principalmente, pero ha acabado por rebajarlo ante la escasa demanda de las últimas semanas. No en vano, sus cifras de venta suenan muy discretas si las comparamos con las que logran gigantes del sector como el iPhone 5s o el Samsung Galaxy S4, que en sus primeras semanas vendieron millones y se encuentran en un rango similar de precios.

http://www.adslzone.net/content/uploads/2013/11/MOTOX-RUEDA-C.jpg

Ante esta situación, la firma norteamericana ha decidido cambiar de estrategia con un importante golpe de timón rumbo a los móviles más económicos. Fruto de la nueva política llegará el Moto G, un smartphone que podemos encuadrar en la gama media y cuyo precio esperado para el mercado europeo será inferior a los 200 euros.

Se trata de un teléfono con pantalla HD de 4,5 pulgadas, procesador de cuatro núcleos Qualcomm Snapdragon S4 a 1,2 GHz, 1 GB de memoria RAM y 16 GB de capacidad de almacenamiento como principales atractivos. Como vemos, goza de un nivel un paso por detrás del que tiene el Moto X, pero en cambio su precio es ostensiblemente inferior ya que el modelo configurable de Motorola supera los 600 dólares en el mercado libre. ¿Resucitará el fabricante de Google con esta apuesta de prestaciones y precio medio?