A partir de ahora será más difícil encontrar productos falsos en Amazon

A partir de ahora será más difícil encontrar productos falsos en Amazon

Alberto García

Amazon lanzó a principios del año pasado el Project Zero, con el cual buscaban acabar con los productos falsos en su tienda. Poco a poco sus efectos se han ido notando, reduciendo el número de falsificaciones que encontramos a la hora de comprar productos en Amazon. Sin embargo, la compañía no se ha quedado ahí, y ha decidido fortificar su lucha contra estos productos.

Hasta ahora, con Project Zero una IA escanea los 5.000 millones de productos de Amazon cada día para buscar falsificaciones. A eso se le suman iniciativas como que cada producto tenga un número de serie que Amazon pueda comprobar antes de que salga del almacén, evitando que vendedores externos puedan colar productos falsos.

Según un informe elaborado entre 2016 y 2017, se detectaron al menos 58.000 productos falsificados, incluyendo prendas de vestir. Un estudio llevado a cabo por el propio gobierno de Estados Unidos encontró que, de 47 productos de marca que habían comprado en tiendas como Amazon, Walmart, eBay, Newegg y Sears, 20 de ellos eran falsos, incluyendo unas Nike Air Jordan y un cargador.

Counterfeit Crimes Unit: demandas a todos los que vendan falsificaciones en Amazon

Por ello, además de eliminar los productos y las cuentas de los vendedores, ahora Amazon ha anunciado la creación de la Counterfeit Crimes Unit, dedicada a llevar a juicio a los vendedores que incumplan la ley y las condiciones de venta de Amazon vendiendo productos falsificados. Así, la compañía alerta a las tiendas que vendan falsificaciones de que usarán todas las herramientas legales para ir contra ellos, independientemente del dónde vendan los productos o de cuál sea su ubicación.

El 99,9% de los productos que se listan en Amazon no tienen reclamaciones por ser falsificaciones. La inversión de Amazon de 500 millones de dólares el año pasado se ha notado, con más de 8.000 trabajadores luchando contra este y otros tipos de fraude. En total se han bloqueado 6.000 millones de listados sospechosos, además de haber bloqueado 2,5 millones de cuentas falsas antes de que pusieran productos a la venta.

Si un vendedor consigue saltarse todos esos filtros, ahí es donde entrará la Counterfeit Crimes Unit, que utilizará toda la información disponible de ese vendedor. Por ejemplo, podrán recurrir a información de plataformas externas, tales como contactar con el banco donde se estén realizando los pagos.

Amazon lleva años colaborando con los distintos cuerpos de seguridad de Estados Unidos o la Unión Europea (Europol), así como en otros países de Asia; sobre todo China. En mayo, Amazon encontró falsificadores en países como España, Canadá, China, República Dominicana, Alemania, India, Italia, Japón, Corea del Sur, Emiratos Árabes Unidos, Reino Unido y Estados Unidos. En esos casos, avisa a las autoridades de cada país (o de la UE entera en muchos casos) para que sean ellos quienes lleven a cabo las investigaciones y lo arrestos.