Esto paga la NASA por tenerte encerrado 1 año en un simulador de Marte

Esto paga la NASA por tenerte encerrado 1 año en un simulador de Marte

Justo Romanos

Imagina que la NASA te ficha para uno de sus últimos proyectos. Te despides de tu familia durante 1 año, porque la propuesta laboral consiste en estar encerrado durante 378 días en un entorno de simulación de Marte. Lidias, durante ese tiempo, con otras tres personas que han sido contratadas para lo mismo. ¿Y cuánto te paga la agencia espacial por ello?

La NASA ha convertido el Centro Espacial Johnson en la instalación donde convivirán cuatro especialistas para simular lo que significaría que pasaran un año en Marte. Para la agencia es importante poner a prueba este contexto porque no quieren que, cuando los manden al espacio, se acaben encontrando en una situación delicada. Imagina que se acaban volviendo locos y todo se va al garete. ¿Pero les está pagando la NASA suficiente por este sacrificio?

El sueldo de 1 año

La buena noticia es que aunque tengan que pasar algo más de un año encerrados en el entorno de simulación de Marte, los cuatro astronautas van a tener un espacio «generoso» por el que moverse. Son un total de 157 metros cuadrados, lo que garantizará que no se expondrán a la necesidad de tener que estar compartiendo el mismo cuarto de forma constante.

Para los profesionales que están participando en este experimento, el cual aportará un gran conocimiento a la NASA por mucho que ellos tengan que «sacrificar» un año de sus vidas, esta va a ser una experiencia de lo más emocionante. A cambio de su trabajo, lo que recibirán será un sueldo total por el año de 60.000 dólares, lo que representa unos 5.000 dólares al mes (algo por debajo de los cinco mil euros, dependiendo siempre del cambio de moneda). Esta cifra se alcanza teniendo en cuenta que la NASA les paga 10 dólares por hora durante el tiempo de día (la noche no se paga). Dicen los expertos, eso sí, que se trata de una cifra ridícula tanto por las exigencias del programa de la NASA como por el sacrificio de un año de su vida que están haciendo.

Algo más que sacrificar su tiempo

No pensemos que estas personas van a estar dentro del simulador de Marte leyendo libros las 24 horas del día. En realidad, la NASA les ha dado una agenda bastante apretada en la que van a tener que llevar a cabo multitud de actividades. Por ejemplo, disponen de un exigente programa deportivo que tienen que seguir para mantenerse en forma durante ese año en el que van a estar encerrados.

También deberán realizar acciones que replicarán el trabajo que se llevaría a cabo en Marte, ocuparse de los cultivos y de mantenerlos sanos o hacer paseos espaciales. La NASA está tomándose este experimento muy en serio porque representa un punto de inflexión con la historia de la humanidad en su contacto con Marte. Al fin y al cabo, posiblemente no vaya a ser algo que se repita en el futuro. Esta prueba ayudará a analizar y entender lo que ocurrirá en Marte cuando las misiones se vuelvan reales. También ayudará a comprobar cuáles son los aspectos que quizá no se hayan tenido en cuenta y en los que habría que hacer ajustes para evitar incidentes.

No olvidemos que son cuatro personas muy distintas y que, aunque son profesionales que están muy bien preparados, no dejan de ser humanos. Por ello, lo más habitual sería que, en algún momento, se provocase alguna situación tensa o conflicto.

Los elegidos para esta misión de simulación son el ingeniero Ross Brockwell, la microbióloga Anca Selariu, la científica Kelly Haston y el médico Nathan Jones. Todos ellos ya han comenzado la misión de la que se espera que la NASA vaya informando a medida que se va comprobando cuál es el efecto y la forma en la que cada uno de estos profesionales reacciona. Pero lo interesante será, dentro de un año, preguntarles si repetirían el participar en una simulación como esta.

Vía > Futurism

¡Sé el primero en comentar!