Justifican las pocas unidades del iPhone 5 porque es el más difícil de fabricar

El iPhone 5 ha batido récord de ventas y podría haber conseguido incluso

un número mayor de no ser por la falta de stock en su primer mes. Desde

Foxconn no han tardado en explicar el motivo de su retraso,

argumentando que se trata de un equipo muy difícil de fabricar debido a

sus particulares características.

El fabricante asiático encargado del iPhone 5

ha querido salir al paso de las críticas por las pocas unidades

lanzadas al mercado en el primer mes de venta del terminal. En

información publicada por The Wall Street Journal, fuentes de Foxconn justifican el retraso en la producción y el escaso número de equipos a la venta. "El iPhone 5 es el dispositivo más difícil de ensamblar

de los que ha producido Foxconn. Para conseguir que sea tan ligero y

delgado el proceso de diseño es muy complicado", explican desde la

compañía asiática.

"Aprender a fabricar el nuevo móvil lleva su

tiempo y a base de práctica lo estamos perfeccionando. Nuestra

productividad ha estado mejorando día a día", apuntan. En referencia a

las primeras unidades, muy susceptibles a arañazos en su parte

trasera y que incluso venían con muescas de fábrica, desde la compañía

con factorías en China confirman que se está intentando pulir este

aspecto, aunque reconocen que "siempre es difícil satisfacer las

necesidades prácticas y las estéticas al mismo tiempo".

Además de

estas dificultades hemos de tener en cuenta la polémica que ha

salpicado en las últimas semanas a Foxconn. En la planta de producción

ubicada en Zhengzhou se han producido fuertes disturbios entre los trabajadores, a lo que hay que unir la huelga de

éstos en protesta por las condiciones laborales a las que se han visto

sometidos con la llegada del iPhone 5. Aunque desde el fabricante

intentan restar importancia a estos incidentes, podría ser otra de las

causas de las pocas unidades en el mercado del nuevo terminal de Apple.

Así pues, la llegada del periodo navideño

y la esperada alta demanda del iPhone 5 se plantea como un reto para

Apple y Foxconn. Aunque sea un dispositivo difícil de fabricar, la firma

de Cupertino ha de tener lista una amplia producción para estos meses

si no quiere ver cómo algunos de sus potenciales usuarios se pasan a la

variada competencia hastiados de esperar al lanzamiento de nuevas

unidades del nuevo iPhone.