Movistar llevará sus conexiones de fibra y 4G a Asturias con una inversión millonaria

Movistar sigue ampliando la cobertura de su red de fibra óptica y 4G. La compañía ha anunciado sus planes para el despliegue de su infraestructura fija de nueva generación en Asturias, donde planea ofrecer sus conexiones de 100 megas a 750.000 ciudadanos del Principado.

El operador histórico continúa anunciando nuevos puntos de despliegue de sus redes FTTH y 4G. Hace unas semanas eran varios puntos de Murcia y la Comunidad Valenciana los que se daban a conocer como nuevos destinos de las conexiones de alta velocidad de la compañía en sendas inversiones millonarias.

En esta ocasión le toca el turno a Asturias, región en la que el operador ha invertido 250 millones de euros en los últimos cinco años. En los próximos, tal y como anunció tiempo atrás y de nuevo ha confirmado, el Principado seguirá siendo una de las zonas prioritarias para la compañía.

Según ha anunciado el director de Telefónica en el Principado, Isaac García, 750.000 asturianos podrán acceder a las nuevas conexiones tanto de fibra óptica como las móviles basadas en la tecnología LTE antes de 2015. Para ello el operador ha comenzado las obras de despliegue que supondrán una inversión de 90 millones de euros en esta nueva etapa.

En un primer momento se priorizará la instalación de la red fija ultrarrápida en polígonos industriales para cumplir el ambicioso objetivo de lograr que el 90% de las empresas de la región «estén conectadas con fibra de extremo a extremo en 2014». Igualmente, 301.000 hogares de la comunidad autónoma tendrán acceso a las conexiones de 100 megas que el operador comercializa de forma única o a través de su oferta convergente con servicio móvil Movistar Fusión. Su aterrizaje en la región servirá para fortalecer la competencia con las compañías con cobertura de alta velocidad en la zona como Telecable, Adamo u Orange.

La previsión global para finales de este año 2013 es que 3,8 millones de hogares y empresas de todo el país puedan contratar sus conexiones de fibra. Durante 2014 el despliegue continuará en aumento y pretende que la mitad de los hogares del país puedan acceder a sus 100 megas.