Dell consigue el reto de lanzar un tablet con Windows 8 por menos de 500 euros

Dell podría conseguir lo que ni siquiera Microsoft ha sido capaz con su propio Windows 8. El fabricante estadounidense lanzará un tablet con el nuevo sistema operativo por menos de 500 euros, lo que podría suponer el despegue de esta plataforma en el mercado dominado hasta ahora por el iPad y los equipos Android.

Tabletzona.es recoge la presentación de la tableta Windows 8 RT de Dell en el CES 2013 de Las Vegas. La peculiaridad del equipo del fabricante norteamericano no es otra que su precio. En la actualidad, cuando el sistema operativo lleva cerca de tres meses en el mercado, encontrar un tablet W8 por menos de 500 euros es imposible e incluso la mayoría cuentan con un precio muy superior aproximándose algunos casos a los 1.000 dólares/euros.

Esto es visto desde el sector como el principal hándicap para el despegue de estas tabletas y a las cifras de ventas hay que remitirse. Microsoft intentó hacerse un hueco con Surface, su primera tableta. Ni la publicidad del equipo ni la atención prestada por los medios a esta tableta ha conseguido evitar que sus ventas fuesen decepcionantes, lo que ha sucedido igualmente en todos los casos de tabletas con este sistema operativo. El factor precio se antoja fundamental para comprender la situación, puesto que se pueden encontrar tabletas Android (cuyo ecosistema de aplicaciones además está más desarrollado) con buenas prestaciones por la mitad de precio.

Sin embargo, Dell quiere romper esta situación con su modelo Dell Latitude 10 Essential. El precio de lanzamiento del equipo será de 499 dólares/euros, una cantidad relativamente asequible si tenemos en cuenta sus prestaciones y más si comparamos con otros gadgets con Windows 8.

Como el número de su nombre indica, el tablet tendrá una pantalla de 10 pulgadas de tamaño con 1366 x 768 píxeles de resolución. En su interior encontraremos un procesador Intel Atom Z2760 a 1,8 GHz que vendrá acompañado por 2 GB de memoria RAM y por el propio sistema de Intel de aceleración gráfica. En cuanto a su capacidad de almacenamiento, la versión por el citado precio tendrá 32 GB de memoria, mientras que si el usuario quiere el modelo de 64 GB tendrá que pagar 579 dólares/euros.

Así pues, un primer paso en el mercado de tablets más asequibles. Cierto es que todavía distan de las tabletas por menos de 300 euros con Windows 8 que se prometieron en su día, pero parece que los fabricantes empiezan a constatar que sin precios atractivos no tienen nada que hacer frente al todopoderoso iPad y a la amplia variedad de tablets con Android.