Facebook, Google, Microsoft y Twitter se unen para facilitar el intercambio de datos entre sus servicios

Software

Aunque pueda suponer extraño a primera vista, sí, has leído bien el titular. Facebook, Google, Microsoft y Twitter se han unido en un nuevo proyecto abierto que buscar facilitar el intercambio de información entre plataformas online. Bajo el nombre de The Data Transfer Project (DTP), el proyecto se ha dado a conocer en el día de hoy, pese a que oficialmente fue fundado el pasado añado. Además, están buscando nuevos miembros para la causa.

Con los últimos escándalos, como el de Cambridge Analytica, la mayor parte de servicios online han añadido opciones para descargar todos los datos que tienen de nosotros. Si lo hacemos, comprobaremos la ingente cantidad de datos que almacena y utilizan. Hasta ese escándalo la utilización iba más allá de los límites aceptables, pero ahora parece que se ha tranquilizado algo la cosa. La entrada en vigor de la RGPD también ha resultado clave.

The Data Transfer Project: Facebook, Google, Microsoft y Twitter se unen

En este caso, el Data Transfer Project de Facebook, Google, Microsoft y Twitter va más allá de estandarizar la descarga de los datos de un servicio. El objetivo es facilitar el intercambio de estos o la importación. Por ejemplo, que podamos descargar todas las fotos de Facebook para tenerlas en los servicios de Google, léase Google Fotos sin ir más lejos.

dtp

Según el propósito que han hecho público, la idea es mejorar el ecosistema de portabilidad de datos reduciendo la infraestructura necesaria tanto para los proveedores de servicios como para los usuarios, lo que debería aumentar la presencia de nuevos servicios dentro de este proyecto. Los protocolos de DTP facilitarán la transferencia directa entre servicios.

Las grandes compañías de telecomunicaciones empiezan a querer borrar esa etiqueta de ser servicios cerrados que no buscan interoperar con otros de Internet. Es posible que los últimos escándalos hayan ayudado, pero también es cierto que les otorga algunas ventajas. Un usuario de una plataforma de alojamiento de fotos puede no querer cambiar a otro servicio (mejor en su caso), por no existir una forma sencilla y automática de transferir sus datos.

La iniciativa tiene buena pinta, pero falta ver cómo evoluciona. En breve podríamos conocer algún avance de alguna de estas plataformas a la hora de facilitar la migración entre servicios. No obstante, al encontrarse en fase temprana del desarrollo, también puede que no volvamos a escuchar nada en todo 2018.

Escrito por Claudio Valero

Fuente > venturebeat