Los operadores aseguran que el precio del ADSL no es tan caro como afirma Europa

El último informe publicado por la Comisión Europea en el que se asegura que el precio del ADSL en España es uno de los más caros del continente ha sentado mal entre los operadores. Así lo han hecho ver al mostrar su desacuerdo y recordar a Bruselas que es posible acceder a ADSL y móvil desde 35 euros.

«Las conclusiones del informe de la Comisión Europea están desfasadas ya que han sido extraídas con información sobre precios de la banda ancha a febrero de 2013«. Éstas han sido las palabras de fuentes de operadores a Europa Press para criticar las conclusiones del informe del Ejecutivo comunitario en las que se afirma que el acceso a la banda ancha en España sigue siendo muy caro.

El auge de las ofertas convergentes ha servido para abaratar el precio de la banda ancha según las compañías

En opinión de las compañías, «la situación del mercado español actual dista mucho de la existente en la citada fecha, hace más de un año». Los operadores han querido destacar el auge de las ofertas convergentes como palanca de abaratamiento tanto del acceso a Internet fijo como de los servicios móviles.

Los datos que manejan los operadores son algo distintos a los de la CE. En ellos destacan que más del 93% de las ofertas de banda ancha van empaquetadas y ello ha provocado que en solo un año más del 44% de los clientes ya opten por este tipo de productos que incluyen fijo y móvil.

Ofertas de fijo y móvil desde 35 euros al mes

Desde el sector se recuerda que desde 35 euros, IVA incluido, ya se encuentran disponibles ofertas que integran fijo y móvil con ADSL de 10 hasta 35 megas. Igualmente, consideran asequibles otras ofertas convergentes de alta velocidad con fibra óptica, las cuales están disponibles desde 52 euros, impuestos incluidos.

Asimismo, las compañías han querido puntualizar el otro estudio presentado por la Comisión Europea en el que se asegura que las velocidades reales distan mucho de las prometidas en las ofertas. Las fuentes del sector recuerdan que en el caso español, las conexiones y la velocidad real ofrecida están en líneas con la media europea y que a finales del ejercicio pasado se detectaron niveles superiores al 80% en la relación entre velocidad real y ofertada.