Controla tu ordenador desde cualquier lugar con Escritorio Remoto de Google

Controlar nuestro ordenador de forma remota es una opción que podemos hacer desde hace años con programas especializados como TeamViewer, por ejemplo. Pero Google lo pone mucho más fácil a través de una página web: Escritorio remoto de Chrome. Puede ser muy útil y te explicamos cómo funciona.

El servicio lleva disponible desde el año 2017. Aunque no lo creamos, ha estado en fase beta desde entonces. Pero desde 2019 Escritorio Remoto de Google está disponible sin beta con una nueva web que buscará sustituir a la aplicación de Chrome. No necesitamos instalar nada y podemos conectarnos a través de una página web. Te explicamos paso a paso cómo acceder a este servicio y qué nos ofrece.

¿Qué es Escritorio Remoto en Google?

Escritorio Remoto de Google es una web o aplicación de Mountain View que está pensada para controlar tu ordenador a través del navegador Chrome de forma remota. Puedes acceder al ordenador desde oro dispositivo y no solo podremos acceder al mismo, sino que puedes “tocar” y manejar todo tu ordenador al completo sin estar delante de él.

Funciona en Windows, en macOS y puedes acceder a través de tu cuenta de Google siempre y cuando hayas configurado previamente la extensión correspondiente y accedas desde un móvil o desde otro ordenador en el que también tengas la cuenta registrada y una aplicación. Solo necesitas un PIN y una cuenta de Google para poder empezar a utilizarlo.

Configurar

Lo primero que debemos hacer para poder usar Escritorio Remoto de Chrome es configurarlo. Debes ir a la página web remotedesktop.google.com/home dedicada a esta función para empezar a gestionar los diferentes equipos. Toca en “Acceso remoto” cuando llegues a la pantalla similar a la que veas a continuación. Verás que hay una opción para “Configurar acceso remoto: Configura este ordenador para acceder a él de forma remota desde otro dispositivo. Para empezar, haz clic en el botón de descarga”.

Como indica la propia web, toca en el icono de descarga.

instalar

Esto nos llevará a la página de Chrome Web Store donde podemos descargar la extensión de Escritorio Remoto. Podrás tocar en la esquina superior derecha para descargarla y añadirla en tu navegador. Simplemente toca en “Añadir a Chrome” en la parte superior derecha y espera que se instale por completo. Asegúrate que la sesión de Google es la correcta.

extension

Más allá de la extensión, se ejecutará un archivo en tu ordenador. O, mejor dicho, te pedirá permiso a través de un cuadro de diálogo donde tendrás que tocar en “Ejecutar”. Empezará así la instalación de Chrome Desktop Host para poder controlar de forma remota.

ejecutar

Tendrás que elegir un nombre fácilmente reconocible para tu ordenador.

Nombre Chrome

Lo siguiente que tenemos que hacer es elegir un PIN que vamos a necesitar para conectarnos de forma remota al ordenador. Un código PIN de mínimo seis dígitos que deberás recordar para poder conectarte desde el teléfono móvil o desde otro equipo. Utiliza un código que no sea obvio y olvídate del 123456 o similares ya que correrás riesgos y empeorará tu privacidad.

pin Chrome

Una vez escrito el PIN ya habrás configurado tu ordenador para acceder de forma remota.

Conectarse

Una vez que te has conectado, necesitas otro equipo desde el que acceder. Por ejemplo, tu móvil. Debes instalar la aplicación de Escritorio Remoto de Google en los dispositivos que quieras. Está disponible a través de Google Play o de App Store de forma gratuita.

Instala la aplicación en tu teléfono móvil y accede. No tendrás que iniciar sesión si ya tienes tu cuenta de Google vinculada en ese dispositivo. Sí debes tener en cuenta que si hay varias cuentas registradas en tu smartphone debes ir a las tres líenas de la esquina superior izquierda de la aplicación para elegir la que has configurado en tu ordenador. Si no escoges la que has vinculado previamente verás que aparece un mensaje que indica “No hay ningún ordenador al que conectarse” así que asegúrate que ambos emails son el mismo si tienes varios.

Conectarse

Una vez en tu cuenta, verás los dispositivos o los ordenadores conectados. Toca Sobre el que quieras y te pedirá tu código PIN de seis dígitos para entrar. Aparecerá automáticamente en la pantalla de tu móvil el ordenador y podrás ir moviéndote a través de las diferentes ventanas o utilizarlo desde el teléfono vía táctil. Desde un smartphone no es lo más cómodo ya que la pantalla será mucho más pequeña que la del PC pero podrás tener un control total de tu ordenador si quieres vigilar algún proceso que has dejado al salir de casa, por ejemplo.

Controlando remoto

Es importante tener en cuenta que no solo sirve para conectarnos a lo que hay en el navegador sino que nos da control total sobre el PC, independientemente de la ventana que esté abierta.

En el ordenador veremos una ventana de aviso que nos indica:

Tu ordenador está compartido actualmente con…

Y un botón “Dejar de compartir”. Toca en él para dejar de compartir si lo has activado por error o si ya has dejado de utilizarlo y no quieres seguir “proyectando” la pantalla en otro dispositivo.

Dejar de compartir

Eliminar

Si quieres eliminar el ordenador porque ya no vas a usar más el servicio de Chrome, no te parece útil o no te parece seguro, puedes hacerlo. Simplemente debes ir a la página de Escritorio Remoto de Chrome y a la pestaña de “Acceso remoto”. Una vez aquí, verás cuál es tu dispositivo y podrás encontrar unos iconos a la derecha para editar o eliminar.

Toca sobre el icono de la papelera de reciclaje y aparecerá una ventana emergente que nos preguntará si damos autorización para hacer cambios. Confirma y tu equipo desaparecerá de la lista de dispositivos. Volverá a mostrarse la pantalla de “Configurar” para empezar de cero.

Otras opciones: Asistencia remota

Más allá de conectarnos desde nuestros propios equipos, hay otra opción que permite el Escritorio Remoto de Chrome y es dar acceso temporal a alguien. Podemos permitir que otros usuarios accedan al ordenador generando un código de acceso de un solo uso para compartir con una persona. Puede ser útil si se ha roto tu equipo y necesitas que algún técnico de tu trabajo eche un vistazo y vea qué ocurre o puede ser práctico en el caso de tener personas mayores en la familia que necesiten ayuda instalando algo si no puedes desplazarte. Es cómodo en muchos casos y simplemente esa persona podrá ver tu pantalla y controlar el ordenador, el ratón y el teclado, durante el tiempo que se le permita.

No es útil para clases online, por ejemplo, ya que no solo proyectas la pantalla sino que además tienen control total así que puede ser un caos dar acceso a tus alumnos.

En cualquier caso, los pasos son sencillos y simplemente debemos ir a Escritorio Remoto de Chrome desde la web correspondiente y pinchamos en “Asistencia Remota”. Aquí debes tocar en la primera opción: Compartir esta pantalla. Una vez que toques en “Generar un código” empezará a cargar hasta que aparece un código de acceso de doce dígitos que caduca en cinco minutos. Puedes dar ese conjunto de números a alguien para que acceda.

compartir

Si lo que quieres hacer es conectarse a otro ordenador, los pasos son los mismos y debes introducir el código en el apartado “Dispositivos remotos” confirmando con “Conectar.

dispositivos remotos

1 Comentario