“La batalla final” o Apple contra Google

Escrito por Javier Sanz
Actualidad

Eric Schmidt, presidente ejecutivo de Google, se ha mostrado contundente en sus últimas declaraciones sobre la contienda que mantiene su empresa con Apple. Recordemos que esta guerra viene de lejos y ha vivido varios episodios, como la retirada de la aplicación Youtube de iOS o la más reciente, con el cambio de Google Maps por unos propios de la compañía de la manzana con más o menos acierto. Por ello no duda en calificarla,  en una reciente entrevista a AllThings Digital,  como "La batalla final" e incluso afirma que es bueno para el consumidor, pues está asistiendo a una caída drástica de precios.

Panorama

El líder de Google remarca que los dispositivos equipados con Android son cuatro veces más numerosos que los de su competidor Apple y estima que en un año superarán la cifra de los mil millones. Schmidt va más allá y se atreve a pronosticar un futuro donde los grandes competidores serán Google, Apple, Amazon y Facebook. No sabemos si la omisión de Microsoft atiende a un movimiento estratégico o si realmente piensa que los de Redmond no van presentar batalla con su Windows 8 y su ecosistema de aplicaciones.  En cualquier caso, falta por ver si Amazon y Facebook se animan con el lanzamiento de un teléfono móvil o si por el contrario toman otro camino claramente opuesto. Por otro lado, no tiene problemas en calificar de"error" la retirada de los mapas de Google de los dispositivos iOS y tampoco cree que puedan retornar al mercado chino, después de que el gobierno de China cortara el acceso a sus servicios. De hecho, el tema de los mapas ha provocado un problema importante en el seno de Apple obligando a su CEO a pedir disculpas y a recomendar el uso de los mapas de la competencia.

Patentes y denuncias

Pese a que Schmidt y Jobs fueron aliados en el pasado cuando el enemigo común era Microsoft, todo acabó en el momento en que este último tuvo constancia de que Google estaba preparando un sistema operativo para móviles. Ese es el inicio de una relación turbulenta caracterizada por una frase del genio de Apple en su biografía "Hay que acabar con Android como sea". Preguntado por esta guerra de patentes, Schmidt cree que están muertas y perjudican a la empresas pequeñas, en su opinión frenan la innovación. También se mostró sorprendido de que en el sector de la telefonía hubiera más de 200.000 patentes, razón por la cual Apple y Samsung están a la gresca en los tribunales.

Fuente > ADSLZone

Continúa leyendo
Comentarios
20 comentarios
  1. Anónimo
    Usuario no registrado
    13 Oct, 12 1:04 pm

    “cambio de Google Maps por unos propios de la compañía de la manzana con más o menos acierto”

    Por favor, esto ya huele, seréis los únicos que no reconozcan que los mapas de Apple son una real cagada. Hasta ellos mismos pidieron perdón.

    http://www.ticbeat.com/sim/apple-pide-perdon-mapas-recomienda-competencia/
    *He intentado poner un enlace de esta web con esta noticia, pero como era de esperar no la publicásteis.

    1. Anónimo
      Usuario no registrado
      13 Oct, 12 2:04 pm

      El fanboy que no ve más allá 🙂

  2. Anónimo
    Usuario no registrado
    13 Oct, 12 2:58 pm

    Todo deriva de que Apple y Google llegaron a un acuerdo hace años. Apple no entraría en el mercado de los buscadores, y a cambio Google no entraría en el mercado de los teléfonos móviles. Google violó tal acuerdo y estas son las consecuencias.

  3. Anónimo
    Usuario no registrado
    13 Oct, 12 4:09 pm

    a mi, como si se sacan los ojos y juegan a ping-pong con ellos. y luego se parten los brazos y juegan a hockey con ellos

  4. Anónimo
    Usuario no registrado
    14 Oct, 12 2:26 pm

    No me xtraña que ignore a Microsoft, porque la realidad es que Microsoft no ha hecho nada desde Windows XP y Office 2003, y va para 10 años señores.
    Se impuso con un sistema de ventanas que hasta hace nada ha estado usando DOS como sistema operativo propiamente dicho y en la transición liquidó a los verdaderos innovadores: WordPerfect, AmiPro, Lotus y dBase para empezar.
    Este es el problema de las empresas copionas: que su propio éxito (hundir a la competencia de la que se copian) es su propia destrucción porque se quedan sin de quien copiarse. Y el gran perjudicado es el consumidor porque destruyendo a los innovadores se habrán abortado quien sabe cuantas evoluciones en ofimática (como el Lutus Improv, que no llego a despegar).
    Y hay mucho copion por ahí suelto. Sí, sí Schmidt, no mires para otro lado, salvo me mireis a vuestros amiguitos de Samsung y a sus impresentables productos copiados.