Este dron híbrido puede cargar peso y aguantar casi 4 horas volando

A día de hoy todos sabemos que los drones pueden tener muchos usos diferentes. Muchísimas empresas y compañías los usan para hacer diferentes tareas en las que un ser humano tardaría más en hacerla, por lo que de esta forma consiguen ahorrar tiempo y dinero. Sin embargo, uno de los problemas que presentan estas pequeñas aeronaves es su batería, ya que no cuentan con mucha autonomía y se agotan rápido. Pero estos inconvenientes podrían llegar a su fin ya que una empresa estadounidense ha creado un tipo de dron cuya batería puede durar hasta casi 4 horas.

Con el nombre HAMR, este dron funciona gracias a un sistema híbrido de gas y electricidad, que le permite superar los límites en lo que a la duración de la batería se refiere.

Su sistema híbrido, la clave

En su estructura, esta nave cuenta con un motor de gasolina de 35 caballos que está controlado por un sistema que se encarga de inyectar combustible electrónico, impulsando un generador con el que cuenta el dron.

Dicho generador es el encargado de dar vida a los seis motores eléctricos que tiene la aeronave, además de cargar su batería. En el hipotético caso de que uno de los motores fallara y pudiera producirse una colisión, esta batería que tiene energía acumulada serviría para poder hacer un aterrizaje de emergencia.

La duración de la batería es de hasta tres horas y media. Puede llegar a albergar en su interior un total de 3 litros de combustible, aunque si el dron está cargando peso esta cifra puede bajar.

Puede llevar un máximo de casi tres kilos de carga de forma aproximadamente, contando con dos espacios diferentes para esta tarea. En caso de que uno de esos dos espacios se quede libre, se puede usar como una segunda unidad de gasolina para contar con más junto a los 3 litros que ya llevaría.

Puede realizar diferentes tareas

Lo que es la infraestructura del dron en sí tiene un peso de 14 kilos y medio. En cuanto a sus dimensiones, mide 1,7 metros de largo y 3,3 de ancho. Puede llegar a alcanzar velocidades cercanas a los 50 kilómetros por hora.

Además, se le pueden incorporar diferentes accesorios para aprovechar sus funciones como por ejemplo una cámara de alta resolución, que permite capturar panorámicas aéreas espectaculares.

Por tanto, este dron podría usarse para tareas de reconocimiento, entrega de paquetes o estudio de diferentes entornos naturales, ya que su batería le permite mantener durante un largo periodo de tiempo el vuelo en comparación con otros drones ya desarrollados.

Veremos si más compañías aplican esta técnica en los drones para conseguir aumentar la vida de su batería.